Neil Young también vende la mitad de su catálogo a una compañía de inversión británica

El canadiense vende más de 1.180 temas a Hipgnosis, compañía fundada por Merck Mercuriadis y Nile Rodgers, después del reciente acuerdo de Bob Dylan y Universal

Neil Young vende los derechos de más de 1.080 canciones suyas, la mitad de su catálogo, a la compañía Hipgnosis
Neil Young vende los derechos de más de 1.080 canciones suyas, la mitad de su catálogo, a la compañía HipgnosisRich FuryAP

El mercado de compra de derechos de canciones sigue subiendo de temperatura. Tras la enorme operación llevada a cabo por Bob Dylan, que vendió todo su catálogo, compuesto por más de 600 canciones a Universal Records, el siguiente en sellar un gran acuerdo de venta de su repertorio de canciones ha sido Neil Young, que ha llegado a un acuerdo con la compañía Hipgnosis, especializada en la inversión en catálogos de canciones para su licencia y que ha adquirido los derechos de 1.180 canciones escritas por Young entre los años 60 (incluido su periodo en Buffalo Springfield) hasta su obra maestra de 1972 “Harvest”. La venta se ha llevado a cabo por una cantidad que no se ha hecho pública.

El sector de la adquisición de derechos ha visto recientemente a Hipgnosis como protagonista de varias compras sonadas como los derechos del ex guitarrista de Fleetwood Mac Lindsey Buckingham y otros 259 temas de Jimmy Iovine. Desde que la compañía se fundó en 2018, ha conseguido provisionar más de mil millones de libras esterlinas para gastar en la compra de catálogos. Ya posee, entre otros, los de Debbie Harry y Mark Ronson e incluso “All I Want For Christmas Is You”, de Mariah Carey, que todos los años se sitúa en el número uno de la lista de ventas en fechas navideñas.

En un momento en el que la industria del directo está paralizada y las ventas de música han disminuido, la cesión o licencia de canciones se ha convertido en un activo cada vez más valioso. Estas empresas generalmente promueven el uso de las canciones de un artista en películas, videojuegos y publicidad, prácticas con las que Neil Young, por cierto, siempre se ha mostrado muy crítico. En su tema de 1998 “This Note’s For You”, Young se mostraba muy ácido contra los que cedían sus canciones para anuncios, entre ellos Eric Clapton y Michael Jackson, y decía: “No canto para Pepsi, no canto para Coca-Cola, no canto para nadie. Me hace parecer una broma”.

A este respecto, Mercuriadis insistió en el respeto que profesa a la obra del canadiense y señaló que su compañía y Young “tienen una integridad, un espíritu y una pasión comunes que nacen de la fe en la música y estas importantes canciones”. “Nunca habrá una hamburguesa de oro, pero trabajaremos juntos para asegurarnos de que todos puedan escucharlos en los términos de Neil“, dijo el empresario.