Cultura

Libros

Manuel Medina y la pasión por el rescate de la España rural

Publica su libro «Pasión por vivir», que presentó ayer en Madrid junto a Margarita Robles y Alberto Núñez Feijóo

Manuel Medina presentó ayer su libro "Pasión por vivir" en el Hotel Intercontinental de Madrid
Manuel Medina presentó ayer su libro "Pasión por vivir" en el Hotel Intercontinental de Madrid David Jar La Razon

La realidad de la España rural no es otra que la de una pasión enraizada en vivir rodeados de cultura y naturaleza, y a su vez amenazados por un injusto olvido. Afortunadamente, siempre nos quedará la literatura para su rescate. Manuel Medina ha acudido a esa España de arrugas, campo, trabajo, aire limpio, tradición y esfuerzo en forma de un canto a la esperanza; así, publica «Pasión por vivir» (Plaza & Janés), libro que nos sumerge en la zona rural de nuestro país del siglo XX, acercando a su vez al lector a las realidades del presente. Una obra que presentó ayer en el Hotel Intercontinental de Madrid ante la atenta mirada de un público multitudinario y participativo, y contando para ello con la compañía de Margarita Robles, ministra de Defensa, y Alberto Núñez Feijóo, presidente del Partido Popular, así como de David Trías, director literario de Plaza&Janés. «Lo importante de esta reunión es que están todas las ideologías, y eso solo lo podía conseguir Manuel, porque es un hombre de consenso. Un personaje, un abogado, novelista y muchas cosas más. Su experiencia vital le acredita», resaltó Feijóo.

A través de la mirada de su hermana Carmen, Medina, que siempre ha compaginado su profesión de abogado con la vocación literaria, nos sumerge en una España rural concreta: la de la posguerra. La vida de Carmen no fue fácil, especialmente, durante su infancia; huérfana de madre y con un padre que regresó de la contienda tras combatir en el bando perdedor, tuvo que enfrentarse al hambre y al duro trabajo. «Mi hermana merece un libro, porque fue una persona que nació en 1929 y que sufrió bastante. Pasó muchísima necesidad porque mis abuelos necesitaban ayuda, y luchó mucho», explicó ayer Medina, para desgranar a continuación varias anécdotas en las que recordaba con cariño a su familia. Un retrato de la vida más sencilla, íntima y trabajadora del campo andaluz a lo largo del siglo XX: la humildad de sus gentes, sus costumbres y sueños. «El ámbito rural es hilo conductor de las obras y personalidad de Manuel, y su forma de ver la vida y de priorizar sus valores, es sin duda una argamasa que construye e inspira su escritura», destacó el presidente del PP.

De izqda a dcha., David Trías, Margarita Robles, Núñez Feijóo y Manuel Medina, ayer en la presentación
De izqda a dcha., David Trías, Margarita Robles, Núñez Feijóo y Manuel Medina, ayer en la presentación David Jar La Razon

De esta manera, Medina relata en estas páginas la vida de Carmen entrelazada con la suya propia: desde sus humildes orígenes en los que fue feliz hasta dirigir uno de los bufetes más importantes de España y América Latina, Medina Cuadros, pasando por una lucha incansable. Un hombre hecho a sí mismo y obsesionado por no olvidar sus raíces, nos invita a revisitar, con grandes dosis de emotividad, una serie de entrañables historias del pasado que bien casan con un presente marcado por la pandemia. Una reivindicación, en definitiva, del peso de la memoria, así como de la importancia y emoción que reside en rescatar aquellas historias que conforman una tradición cultural e histórica con mayúsculas.

Un cóctel magnífico

El libro tomó forma durante la pandemia, a raíz de que Medina volviese a reunirse con su familia durante los meses de confinamiento. «De nuevo, pude revivir momentos muy importantes y fomentamos el cariño entre la familia», explica Medina, valores que refleja en estas páginas. «Es un libro muy especial por estar escrito durante una época muy dura, de dolor. A pesar de ello, Manuel sabe poner el aspecto positivo, esa pasión por vivir, porque todos tus libros y tu familia, incluso en los momentos difíciles, son ejemplos de esperanza y fuerza», destacó Robles, quien ha escrito el prólogo del volumen.

«Me he criado en la bondad del campo, en la necesidad. Ahora no me creo ni dónde estoy ni por dónde estoy», afirmaba ayer el abogado, recordando tanto a los que se fueron como a los tantos amigos ante los que ayer presentó esta obra. Y es que «Manuel es auténtico, amigo de sus amigos, antepone las personas a cualquier consideración», realzó la ministra, así como «esa pasión por la vida. El libro es un cóctel magnífico, una lección de que el amor triunfa y debemos seguir adelante».