El regreso de Jaroussky

La Razón
La RazónLa Razón

Philippe Jaroussky es uno de los mejores contratenores de la actualidad, aunque habrá quien prefiera las impactantes coloraturas de Bejun Mehta o la voz más extensa en el registro grave, con color de contralto, de Franco Faggioli. Posiblemente de lo que no hay duda es de que su popularidad les supera desde que cantó a una beluga. Estuvo en el Palacio de Carlos V ya hace diez años y quizá su impresionante y austera belleza le motivara a que fuera el primer lugar de reencuentro con el público tras la delicada enfermedad que acaba de sufrir. Un lleno total para un espectáculo con músicas del siglo XVII, posteriores en cien años a ese palacio que Carlos V ordenó construir con motivo de su boda con Isabel de Portugal en Sevilla en 1526 y que tanto le impresionó como para pensar residir en la Alhambra. Un primer concierto tras un periodo de inactividad deja sentir que el artista no está al cien por cien. Jaroussky no estuvo tan brillante como otras veces en las coloraturas –«All’armi mio core» de «La Statira» de Cavalli– y el fiato le impidió terminar holgadamente algunas frases, mas la dulzura del timbre y el fraseo mostraron el gran artista que es. No es fácil sentir que un contratenor se emociona, pero a él le sucedió en el lamento de Orfeo de Luigi Rossi y en la preciosa y comunicativa interpretación de «Dal mio petto» de la obra de Steffani «Niobe, Regina di Tebe». El concierto terminó con la explicación del contratenor sobre su regreso a la Alhambra y una propina con el aria de Monteverdi «Sì dolce è ‘l tormento».

Jaraoussky estuvo acompañado por el habitual Ensemble Artaserse, con intervenciones intercaladas tanto del grupo como de alguno de sus solistas, que tuvieron el gran acierto de construir un espectáculo continuo en el que prácticamente no hubo lugar para interrupciones con aplausos. Una noche más de magia en el su 65º aniversario del festival.

Obras de Cesti, Cavalli, Uccellini, Legernzi, Steffani, Monteverdi, etc. Contratenor: Philippe Jaroussky. Ensemble Artaserse. Palacio de Carlos V. Granada, 1-VII-2016.