Un juzgado bloquea siete webs “piratas”

Ordena a los proveedores de servicio a que bloqueen el acceso a estas páginas de intercambio de archivos

La sentencia pide prohibir el acceso a los portales
La sentencia pide prohibir el acceso a los portales

El juzgado mercantil número 1 de Barcelona ordena que se impida el acceso a Masquetorrent, Isohunt, 1337x, Limetorrents, Torlock Torrentfunk y Extratorrent

El juzgado mercantil número 1 de Barcelona ha dictado una sentencia por la que obliga al bloqueo de siete páginas webs que ofrecían el acceso a contenidos musicales protegidos de los que no tenían derechos. La resolución judicial ordena a los principales proveedores de Internet en España (como Movistar, Vodafone y otros) a impedir el acceso a Masquetorrent.com, Isohunt.to, 1337x.to, Limetorrents.cc, Torlock.com. Torrentfunk.com y Extratorrent.cd.

La actividad de estas webs había sido denunciada por la Asociación de Gestión de Derechos de Propiedad Intelectual (AGEDI), entidad que ya logró el bloqueo de una página de contenidos similares, en este caso Exvagos, por los mismos motivos. Según los demandantes, alguno de los sitios web había logrado cotas de popularidad relevantes, como el caso de 1337x, que, con más de 85 millones de visitas, había ascendido al puesto 274 de la clasificación mundial Alexa. Algunos estudios le otorgaban unas ganancias de 1,3 millones de dólares.

Los siete portales utilizaban un protocolo de intercambio de archivos “peer to peer” o P2P y presentaban una inmensa lista de contenidos que abarcaban música, películas, series y demás obras protegidas por los derechos de propiedad intelectual. En el caso concreto de los contenidos musicales, los sistemas ofrecían sistemas de clasificación y catalogación con los que cualquier usuario podía localizar de manera sencilla e inmediata los contenidos deseados. Las búsquedas estaban habilitadas por artistas, álbumes o canciones, con abundante información adicional sobre estos archivos.

Según señalaba en un comunicado Promusicae, la entidad que agrupa a las discográficas en España, señalaba que la sentencia “refuerza la vía judicial apoyada en jurisprudencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) según la cual los intermediarios que prestan servicios a terceros infractores tienen un importante papel que jugar en la lucha contra la piratería y deben suspender dichos servicios para erradicar las infracciones contra la propiedad intelectual”. El presidente de Promusicae, Antonio Guisasola, se ha felicitado de que “la acción reciente de la justicia esté contribuyendo decisivamente a poner fin a la era de la impunidad” para los infractores.

“Hemos sufrido largos años”, añadió Guisasola, “de barra libre para quienes creían que la música era un bien que podía ser expoliado y distribuido sin el menor escrúpulo”. Y concluyó: “Al final, los esfuerzos de creadores y productores no caen en saco roto. Más allá de la dura crisis económica generalizada, la industria musical ha padecido una época cruenta que destruyó decenas de miles de puestos de trabajo y puso en grave riesgo el propio desarrollo de nuestro tejido cultural. Los decisivos cambios implementados para favorecer nuevas y más accesibles modalidades de consumo requieren del respaldo de las autoridades administrativas y judiciales para librarse de la competencia desleal de los negocios fraudulentos y resoluciones como esta demuestran que todos avanzamos en la dirección correcta”.