«Una bolsa de canicas», el ingenio de dos hermanos judíos en la Francia ocupada por los nazis

La cinta ahonda en esa fuente inagotable que son la Alemania nazi y la Segunda Guerra Mundial.

Una buena película es "Una bolsa de canicas"de Christian Duguay. Hay que lamentar que ya exista una basada en la misma novela que la que acabamos de ver, dirigida por Jacques Doillon en 1975 y que se estrenó en España en aquella modalidad antes llamada de “arte y ensayo”. La cinta ahonda en esa fuente inagotable que son la Alemania nazi y la Segunda Guerra Mundial. Vista hoy con la perspectiva del tiempo se trata de una película de buena factura y con niños que son actores intuitivos, bien contada, bien ambientada y que resulta muy apropiada para pasar una tarde entretenida en la sala en la que se proyecte.

La otra cinta a concurso es "Mal de piedras", de la actriz y desde hace varias películas directora, Nicole Garcia. El distribuidor español la llamará "El sueño de Gabrielle"y es que la imaginación de los distribuidores es infinita. Tenemos el ejemplo de la maravillosa "Three Coins in the Fountain", que en España se llamó "Creemos en el amor".

Este filme trata de un "amor loco"pero como gran originalidad no habla de uno sino de dos. Una película alargada, machacona e inmersa en un “flashback” que repite escenas vistas desde otro ángulo, una especie de borrachera de idas y venidas que no hacen sino contar lo mismo y que se cierra con un absurdo y falso final. La cinta fue a concurso en Cannes.