Las apuestas de Demichelis

La Federación inglesa investiga al defensa del City por «conducta inapropiada»

La Federación inglesa investiga al defensa del City por «conducta inapropiada»

Se trata sólo de una acusación de «mala conducta», pero Martín Demichelis puede ser suspendido por la Federación Inglesa. El central argentino apostó en doce ocasiones entre el 22 y el 28 de enero de este año. No se trata de un caso de amaño de partidos, ni siquiera de que haya apostado en partidos que disputaba su equipo, «pero el límite en este momento es que ningún futbolista puede apostar», asegura la Federación Inglesa (FA). Demichelis tiene hasta el 5 de abril para presentar alegaciones en su defensa.

Las normas se han endurecido desde 2014 para que los futbolistas en activo no puedan apostar en eventos futbolísticos de ninguna parte del mundo. Demichelis podría haber intentado esquivar la prohibición sin éxito apostando en partidos de Sudamérica.

«No voy a evadirlo. Voy a informarme con mi abogado y cuando me ponga al tanto voy a hablar. Creo que no es algo grave», ha dicho el jugador sobre la investigación. «Espero que me sepan entender. Quiero hablar en unos días para poder hacerlo con mayor certeza», añadía antes de regresar de Argentina. Demichelis ha participado con su selección en los compromisos clasificatorios para el Mundial de Rusia 2018. «Éste puede ser mi último partido con la albiceleste», había advertido antes de enfrentarse a Bolivia. A los 35 años, el central argentino ya empieza a ver que el final de su carrera se acerca.

El castigo por las apuestas no parece que vaya a complicar el futuro del futbolista argentino. Los antecedentes hablan de una sanción de diez partidos y una multa de 7.500 libras, algo más de 9.000 euros para el antiguo jugador del Rangers Ian Black. Pero su caso era diferente. El jugador escocés había apostado en varios partidos en los que estaban implicados sus equipos. Se calcula que en siete años había apostado en 160 encuentros.

El Manchester City no ha emitido ningún comunicado oficial, pero según informa el diario «The Guardian» espera que todo se solucione con una multa para el defensa internacional argentino.