Deportes

Piqué y Dembélé se apuntan a la huelga a su manera

Ambos se han quedado en Barcelona y han pospuesto la sesión de trabajo para mañana, cuando el equipo juega en Eibar

El Barcelona viajó ayer a Eibar para evitar los problemas que le pudiera ocasionar la huelga general convocada en Cataluña por los sindicatos independentistas. Dos miembros ilustres de la plantilla se quedaron en la Capital Condal, ya que ambos están sancionados y no podían jugar en Ipurúa. Gerard Piqué y Ousmane Dembélé son las bajas de Valverde y ambos decidieron con el cuerpo técnico que hoy, en el día de la jornada de huelga general, no iban a trabajar en la Ciudad Deportiva azulgrana.

Publicidad

En un primer momento estaba previsto que trabajaran hoy, pero al considerar los problemas de movimiento en la capital catalana que iba a generar la huelga se decidió posponer el entrenamiento para mañana. De esta peculiar forma, el club, Piqué y Dembélé se solidarizaban a su manera con la huelga. El central es plenamente consciente de la situación que atraviesa Cataluña, mientras que el delantero francés es poco probable de que sepa todo lo que está sucediendo en Barcelona. Ambos están citados el sábado a las diez de la mañana para trabajar junto al preparador físico Edu Pons. Tres horas después juega el Barça ante el Eibar. Toda la plantilla regresará al trabajo el lunes para preparar el encuentro de la Champions ante el Slavia de Praga.