Fútbol

¿Por qué no jugó Rapinoe, la "enemiga"de Trump?

Rapinoe felicita a la portera Alyssa Naeher, tras el partido
Rapinoe felicita a la portera Alyssa Naeher, tras el partido

Cuando se hicieron oficiales las alineaciones del Inglaterra-Estados Unidos, la primera semifinal del Mundial femenino de fútbol, la atención de todos se fue hacia la delantera del equipo estadounidense. Faltaba Rapinoe, la jugadora que eliminó a España con dos penaltis convertidos, la que volvió a marcar en los cuartos contra Francia. La "enemiga"de Trump.

Al comenzar el encuentro, Rapinoe era la máxima goleadora del torneo empatada con su compatriota Alex Morgan y con la inglesa Ellen Whyte. Su ausencia parecía inexplicable y comenzaron a desatarse las teorías. ¿Una lesión, un castigo político después de afirmar que no iría a la "puta Casa Blanca"si ganaban el Mundial?

La explicación la dio ella al acabar el encuentro. "Tengo una lesión en el tendón de la corva y voy día a día, pero creo que estaré preparada para la final. Cuando estás en el banquillo, debes animar al equipo y darles energía", reconocía. Ella animó animó desde el banquillo y sus compañeras demostraron que estaban preparadas para no echarla de menos. "Mostramos nuestra profundidad. Teníamos heridas, la gente estaba cansada y tenía poco descanso, pero todas estaban listas para el momento", añadía.