Actualidad

Minsait posibilita que 50 millones de personas tengan acceso al agua

Acompaña a las utilities en su proceso de transformación digital para dar respuesta a retos como su uso racional o la reducción de pérdidas

La presión sobre los recursos hídricos mundiales debida, principalmente, a la agricultura intensiva, la urbanización, la industria y el cambio climático, puede afectar notablemente de aquí a 2050 al 45% del producto interno bruto mundial, el 52 % de la población mundial y el 40 % de la producción de cereales.

Así lo recoge el «Informe de Síntesis 2018 sobre el Objetivo de Desarrollo Sostenible 6» relacionado con el agua y saneamiento de la ONU, que también pone de relieve que 844 millones de personas carecen de servicios básicos de abastecimiento de agua y 2.100 millones no disponen de servicios de agua potable gestionados de manera segura.

Para Maurizio De Stefano, director de Energía y Utilities y responsable de la Práctica del Agua en Minsait, la compañía que agrupa el negocio TI y de consultoría en transformación digital de Indra, la introducción y uso de la tecnología en el ciclo del sector del agua resulta clave para afrontar este escenario, independientemente del nivel del desarrollo del país.

«Es fundamental que las administraciones públicas y el sector privado se alíen para una lograr una mejor gestión del agua y, sobre todo, que entiendan que las inversiones en tecnología tienen un retorno económico y un beneficio en la calidad de vida del ciudadano». Para el experto, la tecnología debe ser «un componente básico» dentro de un Plan de Seguridad Hídrica, junto a políticas de conservación y de control del agua.

La filial de Indra cuenta con una amplia experiencia en este ámbito gracias a Onesait Utilities, una suite completa de soluciones enfocada a dar respuesta de forma integral a los retos y oportunidades de las empresas de agua, electricidad y gas en la nueva era digital, que facilita, entre otras cosas, que en la actualidad más de 50 millones de personas tengan acceso diario al agua en ciudades de España, Latinoamérica o Asia. Ello es posible gracias a la integración de avanzadas herramientas que facilitan el control de las pérdidas comerciales y no comerciales en las redes de distribución, así como la gestión de las acciones estratégicas necesarias para reducirlas, al tiempo que incorporan la inteligencia artificial para conocer el comportamiento de la red y localizar fugas de forma georreferenciada. Con relación a los planes de reducción de pérdidas destacan también las soluciones que mejoran el rendimiento de los equipos de trabajo en campo, canalizan la información relevante y optimizan la operación a través de tecnologías de movilidad.

La suite de Minsait incluye, asimismo, soluciones de gestión inteligente de la medida que utilizan Big Data para facilitar la toma de decisiones a partir de la previsión de la demanda, comportamiento del cliente y seguimiento de los activos, así como otras basadas en su plataforma de internet de las cosasa para alargar de esta forma la vida útil de las infraestructuras a través del mantenimiento predictivo.

Además, Minsait acompaña a numerosas de utilities en sus procesos de automatización e integración de todo el ciclo comercial, especialmente en Latinoamérica. «Se trata de una región que presenta un promedio de pérdidas de agua del orden de un 40% del volumen producido, que se originan tanto en las operaciones realizadas en campo (roturas o filtraciones) como en el ámbito comercial, donde se identifican hurtos, así como problemas derivados de los procesos de medición y control del consumo del agua potable a nivel domiciliario», explica Maurizio De Stefano.

Decisiones más ágiles

La solución de gestión comercial de última generación de Minsait facilita, asimismo, la realización de gestiones de contratación y solicitudes de información a través de canales virtuales, agilizando la toma de decisiones y aportando mejoras en la calidad del servicio al cliente. Adicionalmente, permite el registro de los avisos de clientes debidos a la indisponibilidad del servicio y la generación de incidencias de una manera automatizada para su gestión por parte del centro de operación dela compañía y de indicadores de calidad de servicio.

«Un importante valor añadido de Minsait es que trabajamos en todo el mundo y, por tanto, tenemos una gran capacidad de adaptación a los distintos retos que se nos plantean; no existen los mismos problemas en España, Oriente Medio o México», señala Maurizio De Stefano.

Por último, considera la ciberseguridad como un aliado clave para realizar con éxito este proceso de transformación digital, dado que gran parte de las amenazas vendrán por ataques de objetos conectados a internet.

Proyectos por todo el mundo

La compañía desarrolla algunos de sus proyectos más representativos en CostaRica, donde su solución mejora la eficiencia de la operación de los equipos de trabajo en campo a través de la movilidad en la principal compañía de saneamiento del país; o en Oriente Medio, donde presta servicios a Electricity and Water Authority de Bahrein tras implantar su solución de gestión comercial. Buenos Aires, Sao Paulo, Lima o Manila son algunas de las grandes capitales en las que Minsait está presente. La prevención y gestión de catástrofes mediante tecnologías que permiten simular inundaciones y otros fenómenos o la impresión digital 3D para fabricar piezas de recambio «in situ» son otras de sus apuestas. para fabricar piezas de recambio «in situ» son otras de sus apuestas que permiten simular inundaciones y otros fenómenos o la impresión digital 3D para fabricar piezas de recambio «in situ» son otras de sus apuestas