La comisión de investigación al PP por “Kitchen” llamará a Rajoy y pone el foco en Casado

Tendrá una duración mínima de tres meses para fiscalizar “la utilización de recursos de Interior para favorecer los intereses políticos del PP”

Partido Socialista y Unidas Podemos han registrado hoy en el Congreso la comisión de investigación sobre el “caso Kitchen”. Los partidos que sustentan el Gobierno reaccionan así a la derrota parlamentaria por la no convalidación del decreto para la utilización del remanente de los ayuntamientos y la comparecencia de José Manuel Calvente hoy en Plaza Castilla por el “caso Dina”, desviando el foco hacia el principal partido de la oposición. Una maniobra de distracción y desgaste hacia el PP. Es más, fuentes socialistas deslizan que se pedirá la comparecencia del ex presidente del Gobierno Mariano Rajoy y desde Unidas Podemos se propondrá al PSOE también la comparecencia de Pablo Casado, porque “fue elegido presidente del PP con los votos de Cospedal y pactó la Ejecutiva con ella”.

En el documento al que ha tenido acceso este diario se explica que el objetivo de la citada comisión es “investigar la utilización ilegal de efectivos, medios y recursos del Ministerio del Interior y otras instituciones del Estado, con la finalidad de favorecer intereses políticos del PP, perseguir ilícitamente a personas y de anular pruebas inculpatorias para este partido en casos de corrupción, durante los mandatos de gobierno del Partido Popular”.

Fuentes del Grupo Parlamentario Socialista consideran “inaceptable” la “utilización partidista con fines políticos” de los citados efectivos, medios y recursos de Interior y se aferran a la “gravedad de los hechos denunciados por la Fiscalía Anticorrupción” y que “revela que el Partido Popular habría utilizado presuntamente las instituciones del Estado durante el gobierno de Mariano Rajoy para desarrollar operaciones policiales ilegales, persiguiendo ilícitamente a personas, malversando fondos públicos, todo ello para interés y beneficio propio”.

En el escrito presentado se hace mención expresamente a altos cargos del anterior Ejecutivo popular como el ex ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, el ex secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez o el antiguo máximo responsable de la Policía, Eugenio Pino. También se apunta, en base a las pruebas, al presunto conocimiento de la trama por parte de Mariano Rajoy, siendo entonces Presidente del Gobierno, por lo que se llamará a comparecer al entonces jefe del Ejecutivo. El informe señala también a la ex secretaria general del Partido Popular, Maria Dolores de Cospedal, por su “interés personal” en esta trama parapolicial.

Parlela a la negociación de los PGE

La duración de la comisión será de como mínimo tres meses desde su composición, aunque el Pleno del Congreso podría decidir su ampliación, si fuera necesario. Este lapso de tiempo la hará coexistir y desarrollarse de manera paralela a la negociación de los Presupuestos Generales del Estado, con el consiguiente desgaste para el PP. El foro estará compuesto por cuatro representantes del PSOE; tres de PP y Vox; dos de Unidas Podemos, ERC y Ciudadanos y un representante de cada uno de los restantes grupos parlamentarios. En las votaciones se atenderá al criterio del voto ponderado.