La Audiencia de Asturias tumba las peticiones de los asesinos del concejal de Llanes y prepara ya el juicio

Descarta anular las escuchas que incriminan a los acusados aunque sus abogados recurrirán al TSJ

Fotografía tomada justo el día antes de la muerte de Javier Ardines
Fotografía tomada justo el día antes de la muerte de Javier Ardines

Tardaba más de lo normal en resolver y, de alguna forma, se interpretó como un balón de oxígeno para los acusados. Querían pensar que la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Asturias, donde se celebrará en los próximos meses en juicio por el “caso Ardines”, estaba estudiando a fondo las alegaciones presentadas y anularía alguna de las pruebas que les incriminan en el asesinato del concejal de Llanes en agosto de 2018. Pero no. El tribunal tumbó todas las cuestiones previas presentadas el pasado 15 de febrero por los abogados de las defensas: la causa sigue adelante con todas esas escuchas y declaraciones de los investigados y ahora solo falta que pongan fecha a las sesiones de juicio oral en las que un jurado popular decidirá sobre la culpabilidad o inocencia de cada uno de los cuatro acusados: el “instigador” del crimen, Pedro Nieva; su “conseguidor”, Jesús Mugurza y los dos presuntos sicarios y autores materiales de la muerte de Javier Ardines tras una emboscada en el camino de acceso a su casa (Benatia y Djilali).

Imagen del camino que hicieron los presuntos asesinos del Javier Ardines  / Foto. Luis Díaz
Imagen del camino que hicieron los presuntos asesinos del Javier Ardines / Foto. Luis Díaz

El pasado viernes día 19 se cumplieron dos años de que la Guardia Civil detuviera a tres de los cuatro implicados en el crimen (el cuarto estaba encarcelado en Suiza por otro motivo) y, tras ser puestos a disposición judicial, todos entraron en prisión provisional (como era de esperar) pero incomunicada; algo que a los abogados chirrió porque es una medida muy dura que suele aplicarse en otro tipo de casos relacionados con el terrorismo. Pero la Audiencia desestimó tanto la petición de nulidad de esos autos de incomunicación dictados por la jueza instructora de Llanes (por la “naturaleza grave del delito cometido” y sus circunstancias) como la nulidad de la declaración que Muguruza prestó como testigo ante la Guardia Civil durante la investigación (el 10 de diciembre de 2018, dos meses antes de las detenciones) y en la que terminó autoinculpándose. Tampoco ha aceptado impugnar la Sección Segunda la confesión del sicario “fugado” a Suiza a pesar de que, según su letrado, se hizo bajo presión. También rechaza anular las escuchas telefónicas, entre otras muchas solicitudes realizadas por los representantes legales de los acusados.

Registro policial del domicilio en la parroquía de Pría (LLanes) del presunto inductor del asesinato del concejal de IU de Llanes, Javier Ardines
Pedro Luis Nieva Abaigar, de 48 años, presunto inductor del asesinato del concejal Damián Arienza / Europa Press (Foto de ARCHIVO) 20/02/2019 Damián Arienza Europa Press

Con respecto a las supuestas presiones de la Guardia Civil sobre Muguruza en su declaración previa a las detenciones, la Audiencia subraya que no existen indicios de tales coacciones, igual que en el caso de Benatia. Algunas de las defensas de los acusados, como la de Djilali, ya estarían preparando el recurso ante el TSJ aunque no interferirá en que la causa siga su curso. Ahora solo falta poner fecha de celebración y elegir, cuando llegue el momento, a once asturianos que no hayan sido “contaminados” por el caso Ardines y puedan ser objetivos para valorar las pruebas sin prejuicios. No será facil pero ya ha ocurrido en casos igualmente mediáticos como el de Diana Quer.