Actualidad

Bulo soberanista para acusar a un militar de arrollar las cruces amarillas en Vic

La Policía Local de Vic (Barcelona) ha identificado al conductor que presuntamente embistió las cruces amarillas plantadas en la plaza Major del municipio

Un vehículo irrumpió en la plaza mayor que estaba cubierta de símbolos y embistió contra ellos.

Publicidad

El Ayuntamiento de Vic (Barcelona) denunciará por un delito de incitación al odio al conductor que ayer arrolló varias hileras de cruces amarillas, un vecino de la población que al parecer sufre algún trastorno mental y al que la Policía Local ha citado a declarar hoy, asistido de abogado.

Según han informado fuentes municipales, la policía municipal ha abierto diligencias contra el conductor por los delitos de conducción temeraria y de daños, aunque el ayuntamiento ha anunciado ya que cuando la causa llegue al juzgado lo denunciará también por incitación al odio y la discriminación. El hombre arrolló con su coche varias hileras de cruces amarillas que se habían plantado en la plaza Major de Vic el sábado por la tarde, en el marco de un acto de apoyo a los políticos independentistas.

Gracias a la colaboración ciudadana y a las imágenes del coche embistiendo la cruces, que se convirtieron en virales, los agentes han podido identificar al propietario del vehículo y presunto autor de los hechos, un vecino de Vic de 52 años que, al parecer, sufre algún tipo de trastorno mental. De acuerdo con las primeras investigaciones, el conductor actuó solo, de forma espontánea, sin que su ataque a las cruces plantadas forme parte de ningún plan organizado.

Publicidad

Bulo soberanista

Horas después de que el detenido arrollara las decenas de las miles de cruces amarillas, los independentistas filtraron a través de las redes sociales el nombre, los apellidos, el teléfono fijo, el lugar de residencia e incluso fotos de un hombre, M. L. , como presunto autor de tales hechos.

Publicidad

Este periódico contactó con la Guardia Urbana de Vic, que aseguró que «no es él». «Por la matrícula del vehículo y otros aspectos sabemos quién es el que iba en el vehículo y de momento no se le ha detenido», explicaron las citadas fuentes. Aunque sin precisar muchos más detalles, también apuntaron que cuando se dé con el sujeto, «podría no ser detenido, sino que sólo se le impute» por estos hechos, al haber accedido a una plaza peatonal con un vehículo. Los Mossos d’Esquadra, por su parte, no han abierto ninguna investigación al respecto, al menos no por el momento, dado que el asunto lo lleva la Guardia Urbana de Vic, precisaron desde el citado Cuerpo.

Fuentes consultadas por este periódico hicieron hincapié en la gravedad de la filtración de datos personales que podría haber originado un linchamiento. «Al ser domingo ningún particular puede solicitar información a Tráfico sobre la identidad del dueño de un vehículo facilitando la matrícula, de modo que estos datos los ha filtrado un mosso o un policía local, ya que para acceder a esta información es necesario tener la clave. Este tipo de filtración resulta especialmente grave porque denota que se está haciendo un acceso libre de datos personales. De hecho, el que lo haya hecho se enfrenta a seis años de pérdida de empleo y sueldo. Otra opción, aunque menos creíble, es que haya sido alguien de Anonimus quien lo haya filtrado, logrando acceder a la base de datos, pero insisto, esta opción es menos creíble».

Este periódico trató de ponerse en contacto con M. L. sin éxito. El hombre, un gran amante del deporte, recibió tanto críticas como muestras de apoyo por redes sociales.

Minutos después de salir su identidad en un perfil de Catabàrnia («ente territorial» que pretende independizarse de Tabarnia para unirse a la República Catalana), el aludido les pidió una rectificación.

«Os pido que lo hagáis público en todos los sitios donde lo hayáis publicado y a la otra por favor deberíais de informaros antes bien de lo que publicáis». Previamente otro disparate, dado que desde Catabàrnia aseguraban que «justo ahora nos han confirmado que los mossos han detenido al culpable, te pedimos disculpas», cuando los Mossos aseguran que no es un asunto de ellos y la guardia urbana afirma aún no haber detenido a nadie.

Al cierre de esta edición este periódico volvió a llamar a la Guardia Urbana, pero ya no facilitaron información sobre si en el transcurso de las horas habían detenido o imputado a alguien por el acceso con un vehículo a una plaza pública en la que había viandantes ni si el vehículo utilizado había sido robado.

Publicidad

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, anunció que tomarán «todas las medidas necesarias» contra el conductor del vehículo. «Todo el apoyo a la gente de Vic. Cero tolerancia contra los violentos. ¡Seguir defendiendo libertad! Vamos a ir hasta el final en la exigencia de responsabilidades y que se tomen todas las medidas necesarias contra el agresor», afirmó Torra en su cuenta de Twitter, mostrando todo su apoyo a la alcaldesa de Vic, Anna Erra, que horas antes se hizo eco del «incidente deplorable en contra de la seguridad de las personas y de la libertad de expresión. Estamos buscando el causante de esta actitud vergonzosa y preocupante», subiendo uno de los vídeos de los hechos.