El FMI cree que España cumplirá el objetivo de déficit de 2015

Rajoy con Fátima Báñez, hoy en el Congreso de los Diputados
Rajoy con Fátima Báñez, hoy en el Congreso de los Diputados

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado que España está "en la buena línea"para cumplir el objetivo de déficit en 2015 (4,2%) y para alcanzar el valor de cumplimiento del Pacto de Estabilidad y Crecimiento en 2016, dejando el saldo negativo de las cuentas por debajo del 3%, en 2,8%.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) prevé que el déficit público en España se sitúe en el 4,3% del PIB este año, lo que supone cuatro décimas menos que su anterior estimación, realizada en octubre (4,7%).

Según recoge el organismo internacional en el documento “ Fiscal Monitor Report", el déficit en España se reducirá en 1,4 puntos en 2016 con respecto al presente ejercicio, hasta situarse en el 2,9%. La institución que dirige Christine Lagarde mejora, de esta manera, en nueve décimas el cálculo del desequilibrio de las cuentas públicas españolas en 2016, ya que en su anterior informe lo cifraba en el 3,8%.

Pese a la reducción de la previsión de déficit público en ambos ejercicios, la estimación de déficit del FMI sigue siendo más pesimista que la del Gobierno. El Ejecutivo de Mariano Rajoy prevé un saldo negativo en las cuentas del conjunto de las administraciones públicas españolas del 4,2% este 2015 y del 2,8% en 2016.

En cuanto a la evolución de la deuda pública, el Fondo reduce la cifra prevista con respecto a sus últimos cálculos realizados en octubre tanto para este año como para el próximo. En concreto, el Fondo prevé que la deuda pública española cierre 2015 en el 99,4% del PIB, lo que supone 1,7 puntos menos. Para 2016, la estimación se ha reducido 2,1 puntos, hasta el 100,1%.

Para el conjunto de los países de la zona euro, el FMI también mejora su previsión de déficit público, en dos décimas tanto en 2015 como en 2016, hasta situarlo en el 2,3% y el 1,7%, respectivamente. Mientras que Alemania registrará superávit (0,3% este año y 0,4% el próximo), otras grandes economías europeas como Francia o Italia tendrán déficit. En el caso de las cuentas francesas, el desequilibrio será del 3,9% y el 3,5%, y en de las italianas se situará en el 2,6%

Palabras de Mariano Rajoy

Previamente, esta mañana, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, había asegurado que España está "en la buena línea"para cumplir el objetivo de déficit en 2015 (4,2%) y para alcanzar el valor de cumplimiento del Pacto de Estabilidad y Crecimiento en 2016, dejando el saldo negativo de las cuentas por debajo del 3%, en el 2,8%.

Así lo ha señalado Rajoy durante su comparecencia en el Pleno del Congreso de los Diputados para dar cuenta del último Consejo Europeo, donde ha resaltado también la importancia de la caída del precio que debe pagar España para financiarse en los mercados en las últimas semanas, hasta un interés negativo del 0,002% en el caso de las letras a 6 meses.

"Es decir, los inversores pagan por prestar dinero a España", ha señalado el jefe del Ejecutivo, tras explicar que las mejores condiciones de financiación implicarán "dinero más barato"para las pequeñas y medianas empresas y créditos para aquellos que quieran emprender un negocio o ampliar el que ya tienen.

Rajoy ha considerado "espectacular"el cambio de la situación económica, aunque también ha reconocido que "queda mucho trabajo por hacer", tanto en España como en el conjunto de la Unión Europea. En el caso de España, el Gobierno presentará ante Bruselas su Plan Nacional de Reformas y su Programa de Estabilidad, mientras que Europa debe ultimar los detalles del 'Plan Juncker'.

En cualquier caso, ha recordado que la Comisión Europea ha planteado un incremento del PIB español del 2,3% para este año y del 2,5% para 2016 en sus previsiones de invierno gracias al avance de la demanda interna, la mejora del mercado laboral, unas condiciones de financiación más asequibles, una mayor confianza y el descenso de los costes energéticos.

Además, la Comisión ha reconocido que en España se intensificarán las mejoras en la creación de empleo en los próximos meses y que el paro descenderá al 20,7% en 2016. Según el presidente, el paro está disminuyendo a un ritmo interanual del 7,2% y el empleo está creciendo al mayor ritmo de los últimos quince años.

Rajoy ha recordado que detrás de la "frialdad"de las cifras se encuentra la realidad que más le importa: "la de esas personas, con sus familias, sus proyectos, sus anhelos, que van a tener la oportunidad de llevarlos a cabo".

Por otro lado, se ha referido a los informes europeos sobre los desequilibrios macroeconómicos en los que se reconoce que en España no existen desequilibrios excesivos y que los riesgos que se derivan de los mismos se han reducido respecto a hace un año. Además, el Consejo secundó los tres pilares fundamentales sobre el crecimiento del semestre europeo en España.

EUROPA HA RATIFICADO LA ESTRATEGIA ESPAÑOLA


"No puedo sino felicitarme por el hecho de que el Consejo Europeo haya constatado la evolución favorable que ha seguido España y que haya ratificado al estrategia económica por la que nuestro Gobierno viene abogando en Europa desde comienzos de 2012", ha subrayado, tras destacar el saneamiento presupuestario, las reformas nacionales, las reformas en la Unión Europea, la profundización en la Unión Económica

y Monetaria y la estabilización de los mercados financieros.

A nivel europeo, Rajoy ha resaltado que la Unión Europea se ha adentrado en una nueva senda caracterizada por la recuperación económica, la superación de la crisis del euro, los avances de la Unión Económica y Monetaria y nuevo ciclo político tras las elecciones al Parlamento Europeo y el nombramiento de una nueva Comisión en noviembre. A su parecer, la eurozona está manteniendo su recuperación y por primera vez desde 2007 se espera que las economías de todos sus estados crezcan en 2015.

ACUERDOS ENERGÉTICOS

Durante su intervención, Rajoy también se ha referido también a los acuerdos alcanzados en materia energética, en aras a conseguir un "verdadero mercado interior"europeo que sea "seguro, sostenible, competitivo y plenamente interconectado", recordando que la "fragmentación"actual perjudica especialmente a los precios que pagan los consumidores españoles.

Así, ha asegurado que los estados miembros han logrado "avances significativos"en esta materia al situar el problema "en el centro del debate europeo"y al dar un "nuevo impulso"al debate con la aprobación de varias comunicaciones, con las que entre otras cosas se fijan los cinco ejes prioritarios sobre los que debe asentarse la Unión de la Energía y se da a las interconexiones un "carácter de prioridad política".

"España será la principal beneficiada", pronostica Rajoy, que confía en que "hay buenas opciones de que se incluyan, en breve, nuevos proyectos de interconexión entre España y Francia a través de los Pirineos entre los proyectos prioritarios europeos", y ha recordado que el organismo coordinador europeo de infraestructuras (ENTSO-E) "ya ha manifestado su intención de hacerlo este mismo año".

ACUERDO DE LIBRE COMERCIO CON EEUU


Con respecto a las negociaciones del acuerdo de libre comercio entre la UE y Estados Unidos (TTIP, por sus siglas en inglés), Rajoy ha señalado que el Consejo Europeo ha "insistido en su importancia para el crecimiento, el empleo y la inversión"y en la necesidad de "esforzarse al máximo"para llegar "antes de fin de año"a un acuerdo "global ambicioso"que sea "equilibrado"y que "ponga de manifiesto la visión compartida y el compromiso conjunto de los europeos y los estadounidenses".

Para concluir, el presidente ha mostrado su satisfacción por los resultados del Consejo Europeo y por el rumbo que ha tomado la Unión Europea en estos últimos meses. "El proceso de integración avanza", ha resaltado, tras reconocer, sin embargo, que a veces no lo hace a la velocidad deseada, aunque sigue avanzando, lo que aumenta las esperanzas en el futuro.