Sánchez insiste en que si Cataluña se separa, «España deja de ser España»

El secretario general de PSOE, Pedro Sánchez
El secretario general de PSOE, Pedro Sánchez

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha afirmado hoy que si Cataluña se independiza, "España deja de ser España"y también se vería abocada a la "ruina"económica, por lo que ha hecho un llamamiento al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a buscar una solución dialogada.

Sánchez, en declaraciones al programa de Ana Rosa de Telecinco, ha echado en cara a Rajoy que no se haya tomado la cuestión de Cataluña como "un problema español"y haya optado por el "inmovilismo".

"Hay una parte de independentistas que está poniendo en cuestión el propio ser de España. Si Cataluña sale de España, España deja de ser España", ha alertado el secretario general, informa Efe.

Aunque se ha mostrado convencido de que no habrá secesión porque una mayoría de los catalanes no la quiere, Sánchez también ha advertido, en términos económicos, que "la ruptura supondría la ruina en Cataluña y en el resto de España".

Ante los pasos que puedan dar los independentistas a partir del 27 de septiembre, el líder del PSOE ha dejado claro que su partido defiende "la unidad de España y el respeto a la Constitución"y que Rajoy puede contar con su apoyo para "defender la legalidad".

Sin embargo, le ha vuelto a pedir que se avenga a buscar una solución desde el diálogo al considerar que la salida pasa por apostar por "la vía reformista", introducir cambios en la Carta Magna y "abrir una vía de fortalecimiento del autogobierno"de Cataluña.

Sánchez ha revelado que mantuvo una conversación telefónica "muy dura"con Rajoy al conocer la reforma del Tribunal Constitucional (TC) que el PP planteó a principios de septiembre.

Le dijo que "estaba rompiendo uno de los principales consensos constitucionales", como es el funcionamiento del TC, y que no podía hacerlo sin contar con el principal partido de la oposición.

Preguntado si en esa charla hablaron de la posibilidad de activar un 'plan b' si se mantiene el pulso separatista en Cataluña, Sánchez se ha limitado a responder: "Tomó nota".

Ha respaldado al gobernador del Banco de España, Luis María Linde, ante su aviso de que una eventual secesión podría acarrear un "corralito"financiero en Cataluña.

"El Banco de España es una institución independiente del poder político y responde en plena facultad de sus competencias, que es la de garantizar la estabilidad financiera del país", ha sostenido el líder socialista, quien ha reclamado al presidente de la Generalitat, Artur Mas, que "respete a aquellos que no opinan igual que él"en lugar de hacerles un "corte de mangas".

A su juicio, la "sobreactuación"que está haciendo Mas al desoír las consecuencias "devastadoras"que provocaría la secesión demuestra su "irresponsabilidad".

Sánchez ha descartado que el PSC vaya a pactar después de las elecciones catalanas con partidos que integran la lista independentista de Junts pel Sí, como ERC, y sí buscará acercamientos con formaciones de centroizquierda.

El secretario general ha criticado al líder de Podemos, Pablo Iglesias, por compartir con Mas "la estrategia de romper la Constitución de 1978, unos con la independencia y otros cuestionándola y haciendo tabla rasa".

Sánchez regresará mañana, miércoles, a Cataluña para participar en diversos actos de campaña hasta el viernes, aunque ha comentado que también se quedará el fin de semana con su familia.