Moncloa no descarta aplicar el 155 en campaña

El Gobierno es reacio a activarlo, pero “no le temblará el pulso” si Torra incumple la ley: “No estamos dispuestos a que se ataque la Constitución”

La portavoz del Gobierno, Isabel Celaa, junto a Teresa Ribera, ministra de Energía, durante la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros
La portavoz del Gobierno, Isabel Celaa, junto a Teresa Ribera, ministra de Energía, durante la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros

El Gobierno es reacio a activarlo, pero “no le temblará el pulso” si Torra incumple la ley: “No estamos dispuestos a que se ataque la Constitución”.

Octubre va a ser un mes decisivo. Sus implicaciones en la campaña van a ser sustanciales si tenemos en cuenta hitos como la sentencia del “procés” o el desarrollo del Brexit. En Cataluña la situación empieza ya a enrarecerse y en el Gobierno están decididos a frustrar cualquier deriva que conduzca a la ilegalidad, incluso si esta se produce en plena campaña electoral. “No nos temblará el pulso”. Un Ejecutivo en funciones no puede aprobar leyes, pero si puede aplicar la suspensión de la autonomía en Cataluña (el artículo 155 de la Constitución) en caso de que sea estrictamente necesario.

No es el escenario que desea Pedro Sánchez ni tampoco se da en el contexto actual, es más, fuentes del Gobierno esperan que Torra vuelva a la moderación después de que ayer el Parlament aprobara una resolución en la que reivindica la «legitimidad de la desobediencia civil e institucional» para defender «derechos civiles, políticos y sociales». Se vivieron escenas de tensión, ERC y Ciudadanos casi llegan a las manos, tras la prisión decretada para los siete miembros de los Comités de Defensa de la República (CDR) acusados de terrorismo.

La propia ministra de Justicia, Dolores Delgado, ha descartado hoy en Onda Cero que el 155 se vaya a aplicar por el momento, pero ha dejado la puerta abierta a hacerlo en el futuro, tal como advirtió el propio presidente en funciones durante la última sesión de control en el Congreso y en varias entrevistas. Moncloa ya anticipó ayer que está estudiando el contenido para impugnar y actuar jurídicamente contra las citadas resoluciones que se aprobaron ayer en el Parlament y, una vez que se publiquen, se dará traslado a la Abogacía del Estado para las revise y actúe en consecuencia, ya que suponen una “extralimitación que ataca a la convivencia entre catalanes”. Hasta ahora este recurso ha sido suficiente para frenar las aspiraciones independentistas que no han llegado a superar los límites legales. Si esto sucediera en el futuro, el 155 estará sobre la mesa.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la ministra portavoz ha confirmado este extremo asegurando que, si bien “no van a renunciar al diálogo, “la Constitución será el instrumento para defender los valores y el sistema frente a quienes quieran violentarlo”. Isabel Celaá ha querido trasladar también un mensaje de “serenidad y firmeza” frente a los hechos que acontecieron ayer en el Parlament. “El Gobierno no está dispuesto a consentir ningún ataque al Estatuto de Autonomía ni a la Constitución”, ha dicho, al tiempo que ha añadido: “No tengan duda de que este Ejecutivo, si se dan las circunstancias que dice el Tribunal Constitucional para la aplicación del 155, lo haría. Pero hoy en día no se dan”.