«Personas de su entorno solo meten cizaña»

La hija de Isabel Pantoja asegura que tiene una charla pendiente con su madre tras su ausencia en su debut como cantante

Isa Pantoja en la presentación de su single/Foto: Jesús G. Feria
Isa Pantoja en la presentación de su single/Foto: Jesús G. Feria

Iba a ser uno de los días más felices de su vida, y contaba con «el apoyo de mi madre esta noche, confiaba en que estuviera conmigo hoy. Me he llevado una gran desilusión al no verla desde el escenario, porque no ha venido... y me prometió que estaría conmigo... Al terminar de cantar no pude reprimir el llanto, me siento mal y decepcionada. Voy a llamarla para que me explique las razones de su ausencia». Y es que la Pantoja ni se excusó ni llamó para decir que no asistiría. Aun así, su «niña» pidió que se aplazará más de una hora su actuación, porque confiaba en que su madre aparecería en el último momento. Curiosamente, Isa P. ha adoptado este nombre artístico en recuerdo de cómo «me llamaba mi tío Agustín cuando era pequeña. Me gusta mucho ese apodo»...».

Lo de su madre el pasado jueves por la noche es una historia para no recordar. Ese mismo día, casi de madrugada, y tras dejar sola a su hija, Isabel Pantoja llamó en directo al plató de «GH VIP» para apoyar a su sobrina Anabel. Paradojas de la vida, la mediática sobrinísima, a la que su tía define como «mi hija», fue la primera expulsada del concurso. El intento de la tonadillera, utilizando dieciséis líneas telefónicas para votar a favor de Anabel, fue en balde, lo que se agrega al feo hecho a Isa. Jornada negra «pantojil», no cabe la menor duda.

La antaño Chabelita se sincera con LA RAZÓN y confiesa que «tengo una charla pendiente con mi madre para aclarar nuestros desacuerdos. Ella sabe que la quiero, y sé que ella también a mí. No podemos seguir distanciadas. Lo malo es que algunas personas de su entorno solo meten cizaña entre las dos...». En contra de lo que esperaban muchos, Isa salió airosa de su primera actuación musical en público. Domina el «twerking» y tiene buena voz, como ya demostró un día cuando, en «petit comité», entonó con destreza algunas de las canciones de su madre: «Me las sé todas de memoria, por eso me ha animado tanto mi madre a que pruebe suerte en el mundo de la canción, pero no me veo encajada en el campo de la copla, respeto demasiado a Isabel Pantoja como para intentar erigirme con los años en su sucesora. Sería un disparate». Quien sí acudió a apoyarla fue su pareja Asraf Beno que lo dio todo en la pista al ritmo de la «reina de hielo».