La Fundación FERO beca el estudio de tratamientos contra el sarcoma

El premiado, Amancio Carnero, junto a Leopoldo Rodés, Marina Geli y el oncólogo José Balselga, ayer en Cosmocaixa
El premiado, Amancio Carnero, junto a Leopoldo Rodés, Marina Geli y el oncólogo José Balselga, ayer en Cosmocaixa

Para que un cáncer aparezca y se desarrolle es necesario que una primera célula mute, funcione de manera anormal y que el sistema inmunológico no actúe para proteger el cuerpo. En el desarrollo de un cáncer de colón se dan como mínimo 20.000 mutaciones. Conocer el cómo, el cuándo y el por qué de cada una de ellas permitirá no sólo acabar con el cáncer con mayor eficacia si no prevenirlo y saber cómo atacar desde mucho antes de que se desarrolle. Se trata de desentrañar el genoma de cáncer. La lucha contra éste pasa ahora por hallar su huella molecular y combatirla. Por este motivo, la Fundación Fero ha querido otorgar, en su segunda convocatoria, la beca en Investigación Traslacional al programa de tratamientos personalizados dirigido por el doctor Amancio Carnero. Tratamiento personalizadoEl objetivo del proyecto premiado es estudiar a nivel molecular el sarcoma, un tipo de cáncer poco frecuente, del que se conoce poco a nivel biológico, de difícil curación por la falta medicación específica y que aparece tanto en adultos como en niños. A través de tejidos tumorales de pacientes, el equipo de Carnero analizará los diferentes tipos de este cáncer y ensayará, en modelos animales, fármacos de última generación para determinar cuál es el tratamiento más eficaz para cada uno de los casos clínicos y así, en un futuro próximo, poderlo aplicar en el hospital. Este proyecto, que se llevará a cabo en el Instituto de Biomedicina de Sevilla –a su vez integrado en el Hospital Virgen del Rocío– es un claro ejemplo de investigación traslacional, que permite reproducir los resultados obtenidos en el laboratorio en la clínica con el subsiguiente beneficio para el enfermo. Por todo ello, el jurado de la Fero, presidido por el profesor Carlos López Otín y compuesto por cinco prestigiosos investigadores oncológicos como José Balsega, escogió este estudio entre otros 30 trabajos. Carnero agradeció el premio y apuntó que «espera aportar su granito de arena», a la lucha contra el cáncer, del que «en dos o tres años» podrán darse a conocer los primeros resultados .