La UE dota el fondo de rescate con 500000 millones de euros

Los ministros de Economía de la UE pactaron ayer una dotación de 500.000 millones de euros para el fondo de rescate permanente para los países de la eurozona con problemas de deuda, un mecanismo que comenzará a funcionar a mediados de 2013, según anunció el primer ministro luxemburgués y presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker.

Elena Salgado y el resto de ministros de la UE se han reunido en Bruselas
Elena Salgado y el resto de ministros de la UE se han reunido en Bruselas

No obstante, no lograron avanzar en la flexibilización del actual procedimiento para que pueda comprar bonos y dar créditos preventivos, que es la prioridad para España.

«Nos hemos puesto de acuerdo sobre el volumen de la capacidad de préstamos del mecanismo europeo de estabilidad, sobre un montante de 500.000 millones de euros», explicó Juncker. Esta dotación se revisará cada dos años.

A esta cantidad se añadirá la aportación del Fondo Monetario Internacional (FMI), probablemente 250.000 millones, así como las contribuciones voluntarias de los Estados que no pertenecen a la eurozona, según explicó el comisario de Asuntos Económicos, Olli Rehn.

El actual fondo, que expira en 2013, está dotado con 750.000 millones de euros, incluyendo la aportación de 250.000 millones del FMI. Los ministros de Economía de la eurozona discutieron reforzarlo para que se pueda utilizar todo el dinero disponible así como ampliar sus usos, pero no alcanzaron ningún acuerdo y aplazaron cualquier decisión a finales de marzo. Juncker admitió que el pacto para flexibilizar el actual fondo de rescate está supeditado a la aprobación de un Pacto de Competitividad, como pide Alemania.

«Tenemos previsto que terminaremos los trabajos el 14 de marzo. Si no podemos, convocaremos una reunión suplementaria del Eurogrupo el 21 de marzo», añadió Juncker.
La lentitud de la Eurozona para adoptar una respuesta global a la crisis ha sido considerada por los observadores como uno de los factores que está detrás del recrudecimiento de los problemas de la deuda soberana en Portugal, donde los bonos a 10 años tocaron intereses superiores al 7% durante la jornada de ayer.

Portugal crece un 1,4%

Portugal cerró el ejercicio 2010 con un crecimiento de su Producto Interior Bruto (PIB) del 1,4 por ciento, por encima de lo previsto inicialmente, pese a que su tendencia alcista se ralentizó en el último trimestre del año. Entre octubre y diciembre de 2010, la economía lusa creció un 1,2%.

El aumento del PIB portugués, sin embargo, seguiría por debajo del previsto para el conjunto de la Unión Europea (UE) y de la zona euro, estimados en el 1,8% y el 1,7%, respectivamente.