Endesa construirá una hidroeléctrica de 400 MW de potencia en Colombia

La central El Quimbo producirá más de 2.200 gigavatios hora al año. La eléctrica invertirá 837 millones de dólares en la instalación de la planta 

Endesa construirá una hidroeléctrica de 400 MW de potencia en Colombia
Endesa construirá una hidroeléctrica de 400 MW de potencia en Colombia

Colombia, cuya demanda de energá se estima que vaya a crecer un 3,4 por ciento al año hasta 2020, tiene un importante potencial hídrico aún por desarrollar. En este sentido, Endesa, a través de su filial Emgesa, iniciará en Colombia la construcción de la Central Hidroeléctrica El Quimbo, en la que se invertirán 837 millones de dólares. La planta, que se ubicará en el departamento de Huila, al sureste del país, se alimentará principalmente del caudal del río Magdalena, el más extenso de Colombia.
La central tendrá una capacidad instalada de 400 megavatios (MW) y generará unos 2.216 gigavatios hora al año (GWh), por lo que Endesa mantendrá el liderazgo en el negocio de generación, con un 20,1 por ciento del mercado en capacidad instalada. Con las centrales del Quimbo y Betania, ambas ubicadas en el Huila, Endesa pasará a atender el ocho por ciento de la demanda de energía del país desde esta región.
Se tratará, además, de la primera instalación hidroeléctrica construida por una empresa privada en Colombia y el proyecto hidroeléctrico más importante que realiza la eléctrica en Latinoamérica tras la puesta en marcha en 2004 de la planta Ralco, en Chile, con 690 MW de potencia instalada.

Casi 3.000 empleos
Tras esta central, se construyeron otros dos proyectos hidroeléctricos. El de Palmucho (32 MW) y Ojos de Agua (9 MW), a los que se sumaron mejoras en centrales ya operativas tanto en Colombia como en Argentina.
Durante los cuatro años que durará la construcción del Quimbo, se generarán cerca de 3.000 empleos directos de mano de obra de la región y se contratará como mínimo un 60 por ciento de los servicios locales con empresas o personas del área de influencia de la obra.

Reubicar a 450 familias
La construcción de la planta requerirá un área de extensión de más de 8.000 hectáreas. Por ello, la filial colombiana de Endesa pondrá en marcha dos programas: uno de compensación ambiental, que posibilitará la restauración de 11.080 hectáreas en zonas con representatividad del ecosistema de Bosque Seco Tropical, estratégico dentro de la política nacional colombiana para la conservación de la flora y fauna; y otro de compensación social. En este último, la compañía tiene como meta que el 100 por cien de la población que será reinstalada en un nuevo asentamiento, censada en 450 familias, tenga un nivel de calidad de vida igual o mejor a la que tenían antes del traslado.