La Comunidad apuesta por el apoyo en los centros educativos

El Gobierno regional dotará los centros escolares con 80 auxiliares de conversación de idiomas.

La portavoz del Gobierno regional, María Pedro Reverte
La portavoz del Gobierno regional, María Pedro Reverte

MURCIA- Los programas de apoyo educativo en centros de Primaria y Secundaria, que se enmarcan en el Plan Proa, contarán este año con un presupuesto de algo más de 3,1 millones de euros, financiados a parte iguales por la Comunidad y el Ministerio de Educación, tras el convenio rubricado por ambas administraciones.
Así lo anunció ayer la portavoz del Gobierno regional, María Pedro Reverte, tras la reunión del Consejo de Gobierno, que autorizó el citado plan, que se puso en marcha en la Región de forma experimental en 24 centros públicos en el curso 2005-2006.
Esta plan se desarrolla a través de tres programas, dos de Acompañamiento en centros de Secundaria, y el tercero de Apoyo y Refuerzos en Secundaria, que se han implantado progresivamente y que durante este curso escolar se aplicará en 148 colegios e institutos de la Región. De esta manera, estos alumnos asistirán a clase cuatro horas semanales, fuera del horario escolar, bajo la tutela de los profesores de los mismos centros. Por otra parte, el Ejecutivo regional autorizó la ampliación del convenio de colaboración con el Ministerio de Educación para dotar este curso a los centros educativos de la Comunidad de 80 auxiliares de conversación de inglés, francés, italiano y alemán, con lo que se amplía en 30 el número de estos docentes.
El Consejo de Gobierno también aprobó la continuidad del Servicio de Apoyo Educativo Domiciliario a aquellos alumnos que no pueden asistir a clase por sufrir alguna enfermedad de larga convalecencia. Asimismo, el Ejecutivo murciano autorizó la renovación de cuatro miembros que componen el Consejo Escolar de la Región.
En materia de atención social se dio el visto bueno a la renovación del convenio con la Fundación La Caixa para organizar cursos formativos destinados a cuidadores familiares de personas en situación de dependencia. Por otra parte, se acordó proponer la inclusión de las lagunas de Las Moreras, en el término de Mazarrón, y de Campotéjar, en Molina de Segura.