África

Benedicto XVI: seis años de intenso trabajo

Con la mirada puesta en las celebraciones de la Pascua, el Papa pasará un día de meditación y tocará el piano.

042NAC19FOT1
042NAC19FOT1

A las 17:50 horas de hoy se cumplen seis años desde que los miembros del Colegio Cardenalicio reunidos en el segundo día del Cónclave posterior a la muerte de Juan Pablo II mostraron al mundo que habían elegido un nuevo Papa. A esa hora el humo blanco comenzó a salir de la chimenea de la Capilla Sixtina mientras repicaban las campanas de la basílica de San Pedro. En la cuarta votación los purpurados eligieron al cardenal Joseph Ratzinger, hasta entonces prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, como Pontífice número 265 de la Iglesia católica. Ratzinger, excelso teólogo e intelectual, hombre tímido, cálido y cercano en el trato, tomó el nombre de Benedicto XVI recordando a Benedicto XV, un Papa pacifista que le tocó vivir los duros tiempos de la I Guerra Mundial, y a San Benito de Nursia, fundador de la orden de los benedictinos.

El obispo de Roma no celebrará el sexto aniversario de su pontificado de manera especial. El Vaticano, como es tradicional, no abrirá las oficinas de sus diversos dicasterios, aunque el Pontífice trabajará como cualquier día normal. Sólo al final de la tarde se concederá un momento de asueto para interpretar al piano a alguno de sus compositores favoritos, como Mozart, y para ver un rato la televisión en compañía de su secretario personal, monseñor Georg Gaenswein. Se espera que el almuerzo lo realice con los cardenales presentes en Roma. En ese momento, el decano del Colegio Cardenalicio, Angelo Sodano, secretario de Estado durante los últimos quince años del pontificado de Juan Pablo II, le felicitará en nombre de todos sus miembros.

Es previsible que el Papa dedique también parte del día a la tercera parte de su libro sobre Jesús de Nazaret. El primero, que abarca la vida de Jesucristo desde el bautismo en el Jordán hasta la Transfiguración, fue publicado hace cuatro años mientras que el segundo volumen, en el que se narra la Pasión, Muerte y Resurrección, vio la luz el mes pasado. Esta última parte estará dedicada a la infancia de Jesucristo y se espera que llegue a las librerías la próxima Navidad.

El sexto aniversario de su pontificado le llega al Papa en plena celebración de la Semana Santa. Antes de ayer Benedicto XVI presidió la misa del Domingo de Ramos en la Plaza de San Pedro y en los próximos días oficiará distintas ceremonias hasta que el viernes llegue uno de los momentos más esperados por la comunidad católica por la novedad que significa. Ese día el canal italiano Rai Uno emite el programa televisivo «A su imagen», grabado en la biblioteca del Palacio Pontificio, durante el cual el obispo de Roma responderá a seis preguntas que han remitido los fieles sobre la figura de Jesús de Nazaret.

Momentos difíciles
En seis años Benedicto XVI ha realizado 18 viajes fuera de Italia y 21 visitas a distintas ciudades italianas. Su producción magisterial ha sido amplia, con tres encíclicas («Deus caritas est», «Spe Salvi» y «Caritas in Veritate»), dos exhortaciones apostólicas y numerosos motus proprios. Sus momentos más difíciles en el solio pontificio vinieron primero con la rehabilitación de los obispos tradicionalistas lefebvrianos y la polémica por el uso del preservativo en África y luego por los abusos sexuales a menores acaecidos dentro de la Iglesia.


España, tierra prioritaria de misión para el Santo Padre
- Durante estos seis años de pontificado, Benedicto XVI ha mostrado un gran interés por nuestro país. Con su próxima estancia del 18 al 21 de agosto en Madrid, con motivo de la Jornada Mundial de la Juventud, el Papa habrá visitado España un total de tres veces. El primer viaje fue a Valencia en el mes de julio del año 2006 para presenciar el Encuentro Mundial de la Familia, mientras que el segundo viaje tuvo lugar el pasado mes de noviembre y tuvo como destinos las ciudades de Santiago de Compostela y Barcelona.