«Que nos compre un jeque»

Socios y aficionados del Rayo mostraban su incertidumbre por el futuro del club. El entrenador se mostraba tranquilo y confiado tras hablar con la familia

El uniforme original del equipo fue camiseta y pantalón blanco con medias negras y vuelta blanca pero en la temporada 1949/50, se firma un acuerdo con el Atlético de Madrid, lo que hace que se añada la actual y mítica franja roja a su camiseta.
El uniforme original del equipo fue camiseta y pantalón blanco con medias negras y vuelta blanca pero en la temporada 1949/50, se firma un acuerdo con el Atlético de Madrid, lo que hace que se añada la actual y mítica franja roja a su camiseta.

madrid- Para la afición del equipo rayista la noticia de la nueva crisis de Rumasa ha hecho que la incertidumbre y los rumores sobre el futuro incierto del club corran como la pólvora en el barrio obrero por excelencia de Madrid. Algo inesperado a estas alturas de la temporada en una hinchada, la franjirroja, que ayer opinaba en Vallecas que «estas cosas siempre pasan cuando mejores son los resultados en el campo». A pesar de que ayer fuese un día duro tanto como para la plantilla como para la afición, el club se afanó en proclamar consignas de ánimo y tranquilidad. Toca crecerse ante las adversidades, especialmente en un club en el que la unión es lo que le ha hecho sobrevivir a otras situaciones similares a lo largo de su historia.
En el popular barrio donde se levanta el estadio Teresa Rivero una de las cuestiones que más preocupaba ayer es que esto no afecte a los jugadores, sobre todo teniendo en cuenta que hoy juegan un partido trascendental para mantener el liderato contra el Nástic de Tarragona.
«Otros equipos como el Celta, el Mallorca o Las Palmas también se tuvieron que acoger a una ley concursal y salieron adelante», explicaba ayer el camarero de uno de los bares que están frente al estadio rayista. La afición del equipo propiedad de la familia Ruiz-Mateos no quiere que ahora este traspié económico les reste posibilidades de ascender a primera división tras muchos años de esfuerzo y esperan, por tanto, que la presión no haga mella en los jugadores ni en el cuerpo técnico.
En Vallecas los comentarios sobre la situación del club eran de todo tipo. «El Rayo está por encima de todo, confiamos en la gestión de Ruiz-Mateos porque siempre ha ido bien», se consolaba un aficionado.
Pero otros socios del Rayo Vallecano no eran tan optimistas y ya elucubraban una posible venta del equipo como ha ocurrido con otros clubes modestos de la liga como el Racing o el Málaga. «Viendo lo que ha pasado con Clesa y Dhul, que no nos lo esperábamos, ojalá comprara el club un jeque árabe. Así sí que podríamos plantar cara al Madrid», señaló el dueño de otro de los establecimientos dónde el club tiene peñas.

Los focos en el palco
El Rayo es líder de segunda división en solitario y ahora todos sus socios esperan que el equipo no flaquee y puedan alcanzar el sueño de volver a la liga de las estrellas tras años peleando por el ascenso. Hoy tienen partido y a buen seguro el palco del «Teresa Rivero» será uno de los principales foco de atención durante el choque. La presidenta, que da nombre el estadio, puede que esta tarde no anime al equipo de sus amores. «Está pachucha, es sólo por este motivo y no otro por el que no va a estar en el palco esta tarde», aseguraron fuentes del club.
El otro foco estará en las gradas. La afición franjirroja ha apoyado muy bien al equipo durante este año con una media de 12.000 asistentes al estadio por partido de los 15.000 asientos que tiene en total el coliseo vallecano.
Otra de las señas de identidad del club es su afición más «rebelde», los llamados «bukaneros» que, a buen seguro hoy también mostrarán su apoyo acérrimo al equipo.


«Esta familia es el ave fénix»
El capitán del equipo, Michel, y el entrenador, José Ramón Sandoval, se mostraron ayer «tranquilos y esperanzados» en que el club pueda salir adelante, tras entrevistarse con Ruiz-Mateos en el domicilio familiar. El capitán rayista reconoció que ayer fue un día malo, más al ser víspera del partido de mañana en casa ante Nástic de Tarragona. «Desde luego, no es la mejor forma de prepararlo, pero tenemos que intentar ascender a Primera, algo que sería una inyección», agregó. «Salimos de la entrevista convencidos de que esto se va a solucionar. En las adversidades hay que crecerse, todos estamos en el mismo barco y seguros de que esta familia lo va a arreglar, porque como ya ha demostrado es el ave fénix», comentó Sandoval.


La historia del club
Años 20
La Agrupación Deportiva El Rayo se fundó el 29 de mayo de 1924. Su primer presidente fue Julián Huerta Priego y hasta 1994, cuando asume la Presidencia Teresa Rivero, que rebautiza el estadio de la calle Payaso Fofó con su nombre, el club ha contado con 20 presidentes.
Cambio de uniforme
El uniforme original del equipo fue camiseta y pantalón blanco con medias negras y vuelta blanca pero en la temporada 1949/50, se firma un acuerdo con el Atlético de Madrid, lo que hace que se añada la actual y mítica franja roja a su camiseta.
A punto de desaparecer
No es la primera ocasión en la que Vallecas teme por su club porque en 1984 estuvo al borde de la desaparición.
familia ruiz mateosEn 1992, al convertirse en sociedad anónima deportiva, el empresario jerezano José María Ruiz-Mateos compró la mayor parte de las acciones y se convirtió en el presidente. En el 94 le sucedió su mujer.