Actualidad

Bastidas advierte de que si se intervienen las cuentas no habrá para nóminas

Valencia- La presidenta de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP), Elena Bastidas, advirtió ayer de que si el Gobierno, tal y como ha anunciado, reduce a la mitad las transferencias a los Ayuntamientos que no tengan aprobado su plan de ajuste, se producirá una «intervención indirecta» de sus cuentas que imposibilitará el pago de las nóminas municipales.
Así lo explicó tras mantener una reunión con los alcaldes de algunos de los Consistorios de la Comunitat que no han presentado sus planes de ajuste al Ministerio de Hacienda o que éste se los ha rechazado. Es el caso de Albaida, Alboraia, Enova, Senyera, Almoines, Alcudia, Bellús o Silla.
No obstante, Bastidas indicó que se luchará «con uñas y dientes» para buscar una solución. Para ello, dijo, explicará al Ministerio la problemática particular de cada uno de ellos.
Además, anunció que van a solicitar al Ministerio una ampliación en el plazo para el cumplimiento de los objetivos establecidos en el plan de ajuste de diez a veinte años.
Estimó que el número de consistorios valencianos que se encuentran en esta delicada situación estaría en torno a la treintena y destacó que el hecho de que no cuenten con un planeamiento antes de que se cierre el plazo el 24 de junio, puede tener unas consecuencias «imprevisibles».
Citó el caso del Ayuntamiento de Silla que ha recibido una comunicación del Ministerio informándole de que, al no haber presentado un plan de ajuste, se le aplicará una reducción automática del 50 por ciento de las transferencias estatales.

Publicidad