Arenas lograría un triunfo mayor al de Chaves en 2008 según el IESA

SEVILLA- Las reacciones a la encuesta del Instituto de Estudios Sociales Avanzados (IESA), que en esta ocasión otorga una ventaja de 10,4 puntos al PP-A sobre el PSOE-A, no se hicieron esperar. El presidente de los populares andaluces, Javier Arenas, defe
SEVILLA- Las reacciones a la encuesta del Instituto de Estudios Sociales Avanzados (IESA), que en esta ocasión otorga una ventaja de 10,4 puntos al PP-A sobre el PSOE-A, no se hicieron esperar. El presidente de los populares andaluces, Javier Arenas, defe

Sevilla- Si las elecciones autonómicas se celebraran hoy en Andalucía, escenario de la próxima contienda electoral, el PP lograría por primera vez en la historia de la comunidad la mayoría absoluta, al obtener el 46,4 por ciento de los votos, 10,4 puntos más que el PSOE, que alcanzaría el 36 por ciento, según la intención de voto imputada del Barómetro de Opinión Pública del Instituto de Estudios Sociales Avanzados (IESA) –órgano que depende del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y de la Junta de Andalucía–.

El sondeo, elaborado entre el 26 de septiembre y el 21 de octubre sobre 3.682 entrevistas y patrocinado por la Federación de Cajas de Ahorro andaluza, revela que el PP crecería casi ocho puntos respecto a las elecciones de 2008 y el PSOE bajaría casi 13, con lo que los populares «estarían en condiciones de lograr la mayoría absoluta» en el Parlamento autonómico, según aseveró ayer el director del organismo, Eduardo Moyano. Cabe recordar que en 2008, el entonces líder del PSOE-A, Manuel Chaves, logró casi 10 puntos justos de ventaja sobre el candidato del PP-A, Javier Arenas, 48,41 por ciento y 38,45, respectivamente; y que el pasado 20N, el PP sacó casi 9 puntos de diferencia al PSOE en la escena regional –aportó el 18,3% de los votos que obtuvo Mariano Rajoy–.

Se trata, además, de la tercera edición del Barómetro del IESA que otorga la mayoría a los populares a nivel autonómico, tras el de 2009, que les dio ya una ventaja de 1,6 puntos sobre los socialistas; y el de 2010, cuando esa brecha se amplió hasta los 9,1 puntos. Dicho sondeo oficial confirma a IU como la tercera fuerza política en la comunidad, con el 8,1 por ciento de los votos; seguida de UPyD, con el 3,2 y del PA, que se quedaría como quinta fuerza con el 2,8 por ciento de los sufragios.

En cuanto a la valoración de los líderes políticos, sólo aprueba la presidenta de UPyD, Rosa Díez, con un 5,4 sobre diez. El resto, el actual presidente José Antonio Griñán y el líder del PP, Javier Arenas, empatarían con un 4,5. El coordinador de IULV-CA, Diego Valderas, obtiene una calificación de 4,1 y la secretaria general del PA, Pilar González, un 4,3.

Entre las impresiones transmitidas por los ciudadanos destaca también que el 35,5 por ciento de los encuestados cree que Griñán no debería ser el candidato del PSOE a la Presidencia de la Junta, frente al 34,6 que opta por el sí. En cambio, el 39,4 por ciento considera que Arenas debería volver a ser el cabeza de cartel del PP, seis puntos más de los que dicen «no». En ese terreno, piensan que Griñán es más dialogante, entiende mejor los problemas de la región y es más honesto. Pero ganan los andaluces que estiman que Arenas es el líder que puede introducir los cambios que se necesitan, tiene más autoridad en su partido y más credibilidad, inspira más confianza y está más preparado para resolver la crisis.

El PP reina entre la desconfianza. Para el 72,8 por ciento, casi tres de cada cuatro andaluces, es «deseable» que se produzca un cambio de gobierno. Ganan también los partidarios, el 35, de que lo protagonice el PP; frente al 26,8 por ciento que apuesta por el PSOE. Unos datos que parecen estar vinculados a la economía. El 76,8 por ciento de los entrevistados tiene una percepción negativa de la situación general de la región y el 60,4 valora «mal o muy mal» las medidas adoptadas por la Junta para combatir la crisis. Un 45 por ciento desaprueba la gestión de Griñán, que apoya casi un 26.

 

«El PP no ha tocado techo ni el PSOE pisado suelo»
Las reacciones a la encuesta del Instituto de Estudios Sociales Avanzados (IESA), que en esta ocasión otorga una ventaja de 10,4 puntos al PP-A sobre el PSOE-A, no se hicieron esperar. El presidente de los populares andaluces, Javier Arenas, defendió que su formación «no ha tocado todavía techo en Andalucía, ni el PSOE pisado suelo». A su juicio, «lo más importante» del barómetro es que «el 70 por ciento de los andaluces quiere el cambio en Andalucía». Por su parte, la dirección del PSOE-A prefirió destacar que el sondeo refleja un «recorte de dos puntos en un mes» respecto a los resultados de los comicios del pasado 20N, que finalmente arrojaron, según los socialistas, una ventaja de 8,5 puntos para los populares en la comunidad. Desde otro ángulo, el coordinador de IULV-CA, Diego Valderas, se mostró «seguro» de que los andaluces se posicionarán de forma distinta en las autonómicas de lo que lo hicieron en las generales.