Disturbios y protestas en Haití tras el anuncio de los resultados electorales

El anuncio de los resultados de la primer vuelta de las elecciones presidenciales en Haití ha provocado disturbios y protestas en el país, especialmente en Puerto Príncipe, donde cientos de jóvenes han quemado neumáticos, lanzado piedras y asaltado comercios, informan hoy medios locales.

Según radio Kiskeya, han sido miles los seguidores del cantante Michel Martelly, tercero en los comicios según el Consejo Electoral Provisional (CEP), lo que le deja fuera de la segunda vuelta, que han salido en las últimas horas a las calles de Petion Ville, barrio del este de la capital haitiana, lanzado eslóganes a favor de su candidato.

Los jóvenes levantaron barricadas e incendiaron neumáticos, provocando cortes en el tráfico, además de lanzar piedras contra vehículos y arrancar y quemar los carteles electorales de Jude Celestin, segundo en los resultados anunciados anoche.

Una operación conjunta de la policía haitiana y de la misión de estabilización de la ONU, la Minustah, se desplegó en la zona para retomar el control en Petion Ville, donde los gases lacrimógenos obligaron a algunos desplazados por el terremoto de enero pasado a buscar refugio en otro campamento cercano, según la fuente.

Los manifestantes también han levantado barricadas en la carretera hacia el aeropuerto y se han registrado incidentes frente la Embajada de EEUU en Puerto Príncipe.

También en otras zonas del país, como en Bizoton y San Martin, se han producido disturbios, mientras que en Cabo Haitiano y en los Cayos se han sucedido las manifestaciones, añadió Radio Kiskeya.

Según la web Haiti Press Network, partidarios de Martelly han atacado el local del restaurante que había sido alquilado por el CEP para anunciar los resultados, además de saquear varios comercios en Puerto Príncipe.

Según el CEP, la candidata Mirlande Manigat ganó la primera vuelta de las elecciones del pasado 28 de noviembre, con el 31,37% de los votos, y el oficialista Celestin fue segundo, con el 22,48%, mientras que Martelly quedó en tercer lugar, con el 21,84%.

La embajadora estadounidense ante la OEA, Carmen Lomellin, afirmó que tenían conocimiento de "protestas, incidentes y disputas, y se ha creado una situación difícil"en Haití. "Junto con el secretario general adjunto de la OEA, Albert Ramdin, y nuestros socios internacionales estamos dispuestos a ocuparnos de verificar si ha habido o no irregularidades", dijo, al destacar que "queremos estar siempre al lado de la democracia haitiana".