MENÚ
lunes 15 julio 2019
20:52
Actualizado

Alianza público-privada para propiciar ciudades eficientes que creen empleos

El consejero Silván defiende la suma de esfuerzos y aprovechar la tecnología
 

  • El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, saluda al director general de Rtvcyl, Eduardo Álvarez
    El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván, saluda al director general de Rtvcyl, Eduardo Álvarez

Tiempo de lectura 4 min.

07 de noviembre de 2012. 21:45h

Comentada
8/11/2012

VALLADOLID- El consejero de Fomento y Medio Ambiente de Castilla y León, Antonio Silván, defendió la suma de esfuerzos, por parte de administraciones, empresas y sociedad en general, para avanzar hacia ciudades «más sostenibles, cálidas, humanas, amables y, en definitiva, inteligentes». Un reto que, a su entender, debe revertir en creación de actividad económica, compatible con el desarrollo sostenible.

Así lo planteó durante la inauguración del I Foro «Servicios Inteligentes hacen ciudades sostenibles», organizado por Radio Televisión Castilla y León en Valladolid. En ese encuentro, Antonio Silván también defendió la necesidad de que las ciudades «crezcan hacia dentro», a partir de la compatibilización de la gestión con recursos escasos, la regeneración urbana y la eficiencia energética. Y es que, éste, dijo, debe ser «el siglo de las ciudades». El consejero remarcó también la importancia de «reflexionar, planificar y elaborar normas» para transformar las ciudades de cara a que éstas sean «más colaborativas, integradoras y abiertas».
En este contexto, aludió a los cambios propiciados por las nuevas tecnologías en la prestación de servicios, para ahorrar, ofrecer seguridad y movilidad inteligente, para dar transparencia a la gestión y favorecer el desarrollo económico.

Los ayuntamientos hablan

Los responsables municipales también participaron en el Foro, en el transcurso de una mesa redonda en la que defendieron la importancia de un empleo sostenible, porque, de no tener esa cualidad será transitorio. Lo planteaba así la alcaldesa de Zamora, Rosa Valdeón, quien apelaba también a la colaboración público-privada y a la innovación, además de a la participación del ciudadano en la toma de decisiones. Una idea que secundaba el alcalde de Soria, Carlos Martínez, quien planteaba «mayor transparencia para acercar la ciudadanía a la democracia». No obstante, dejaba claro que son las administraciones las que deben ser «generadoras de oportunidades y catalizadoras del desarrollo económico y social», para mostrar su rechazo al «abuso de la austeridad compulsiva», como definía el cumplimiento del objetivo de déficit. Algo que rechazó el teniente de alcalde salmantino Enrique Sánchez-Guijo, quien aseguró que «una cosa es el endeudamiento y otra el déficit», tras lo que recordó que «hablamos de sostenibilidad, no de inteligencia». Sánchez-Guijo valoró la ventaja que supone para los gestores actuales la posibilidad que tienen de «escuchar en tiempo real lo que ocurre, la respuesta ciudadana a cada asunto». Asimismo, señaló que «la administración debe pone sobre la mesa las condiciones más favorables para facilitar la actividad económica». Por su parte, la teniente de alcalde de Burgos Carolina Blasco, destacó que la crisis ha hecho a los consistorios replantearse cómo hacer las cosas manteniendo la calidad de los servicios, a la par que se preguntó «por qué lo llamamos inteligente cuando debería ser nuestra pauta a seguir siempre».
 

Últimas noticias