Moreno receta cambios para sostener el Estado de Bienestar

Más de 17.000 nuevos dependientes desde la reforma

La máxima representación del PP-A arropó a Moreno Bonilla en el desayuno de «Fórum Europa», en Sevilla
La máxima representación del PP-A arropó a Moreno Bonilla en el desayuno de «Fórum Europa», en Sevilla

Sevilla- En época de rumores, el secretario de Estado de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Juan Manuel Moreno, logró concitar la unanimidad de su partido en Andalucía durante su comparecencia matinal en Sevilla.

Presentado por Zoido, quien avaló su trayectoria y proyección, el responsable del Ministerio recalcó su compromiso firme con su actual departamento y agarró su futuro inmediato a sus actuales responsabilidades, lejos de la región. O quizá no tan lejos, porque la conferencia basculó sobre aspectos nacionales, pero deteniéndose en la aplicación en Andalucía de las políticas de Sanidad y Servicios Sociales. Moreno defendió la obligación del programa de reformas del Gobierno, porque «el Estado del Bienestar sólo será sostenible mediante su adaptación ante la incidencia de cambios económicos y demográficos». Y trató de sacudirse las críticas a los recortes, apoyándose en datos, antes de los cambios emprendidos por su departamento: «Las comunidades autónomas acumulan más de 16.000 millones de deuda en farmacéutica; en los últimos 10 años se ha incrementado un 173% el gasto en sanidad; los consulados de algunos países daban pautas para operarse gratis en España, lo que ha provocado gastos por 1.000 millones y el plazo medio del abono de facturas se estimaba en 525 días. En estos meses, hemos conseguido 636 millones de ahorro», dijo.

Moreno recalcó que los nuevos requerimientos para acceder a la cobertura de la ley de dependencia buscan simplificar el mecanismo de concesión, evitar la discriminación, proceder a una evaluación de la atención en el hogar y generar empleo, «en un sector en el que hay empresas preparadas para ello». Destacó que desde la reforma, ya existen más de 17.000 nuevos dependientes y llamó a hacer un uso adecuado del componente político que tienen esas ayudas directas.