Unas 600000 personas han dejado de fumar el primer año de la ley antitabaco

 Unas 600.000 personas han dejado de fumar durante el primer año de vigencia de la nueva Ley Antitabaco, que prohíbe fumar en lugares públicos cerrados, y se han vendido 500 millones de cajetillas menos, según estimaciones del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT).

Esta entidad, que reúne a más de 40 sociedades científicas y del sector sanitario, ha manifestado en un comunicado su satisfacción por los efectos de la ley, que entró en vigor el 2 de enero de este año.

A pesar del impacto de la norma en el consumo, más del 25% de los españoles siguen siendo fumadores, mientras que en otros países como Canadá, Australia, Nueva Zelanda o Suecia, la tasa está por debajo del 15%.

Según los datos "provisionales"del CNPT, los ingresos hospitalarios por infarto agudo de miocardio se han reducido en un 10% y por asma infantil en un 15%.

Además, la contaminación en el interior de los locales por partículas finas del humo del tabaco ha descendido un 90%.

Este Comité ha puesto de relieve que la ley no ha tenido efectos negativos en la asistencia a bares y restaurantes ni en el turismo, que ha aumentado un 7% en 2011.

La nueva legislación antitabaco "ha sido aceptada con naturalidad por los españoles como demuestra un cumplimiento muy alto, salvo incidentes puntuales, según el CNPT.