El Papa «sorprendido» por LA RAZÓN

Pasaban diez minutos de la una de la tarde del pasado jueves cuando el papamóvil tomaba la A-2 para adentrarse en la capital española. Desde los puentes, cientos de personas quieren acoger y saludar al Papa con confeti, pancartas y vítores. Cerca de Arturo Soria, a la altura de la calle Josefa Valcárcel, el Santo Padre fija la mirada en una lona que cuelga de la sede del diario LA RAZÓN.

El papamóvil, al paso por la sede del diario LA RAZÓN, donde se podía ver un mural de la Virgen de la Almudena
El papamóvil, al paso por la sede del diario LA RAZÓN, donde se podía ver un mural de la Virgen de la Almudena

Se trata de una imagen de la patrona de Madrid, que busca darle la bienvenida para que se sienta como en casa. «Tengo que decir que cuando el Papa venía desde Barajas a la Nunciatura, se dio cuenta de cómo estaba colgado del edificio de LA RAZÓN el gran mural de la Virgen de la Almudena, y me lo comentó, le llamó la atención y se sorprendió. Y mi respuesta fue: ‘‘Es muy coherente con lo que son''», revela el cardenal Cañizares, que subraya además que «El Santo Padre ha visto el espléndido tratamiento que han dado algunos medios de comunicación a la Jornada Mundial de la Juventud». Lo cierto es que LA RAZÓN ha querido trabajar codo con codo con el comité organizador de la JMJ con un despliegue informativo especial, así como desarrollando iniciativas tales como regalar a sus lectores el Evangelio de San Mateo de la mochila del peregrino, la balconera oficial de la JMJ, la bandera vaticana y un DVD sobre la vida de Benedicto XVI.