Empieza el deshielo con Venezuela

Es su primera audiencia como presidente de Colombia y la primera tras la ruptura de relaciones en 2009.

Chávez y Santos se reunirán mañana en Bogotá
Chávez y Santos se reunirán mañana en Bogotá

Buenos Aires- El nuevo presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha puesto la quinta marcha y, dispuesto a limar asperezas con sus homólogos bolivarianos y con el Poder Judicial colombiano, ha mostrado su cara más amable, con buenos resultados.

Sirva como ejemplo la reunión prevista en Colombia para hoy entre Santos y su par de Venezuela, Hugo Chávez, para acercar posiciones. Así lo confirmaba la ministra de Exteriores colombiana, María Ángela Holguín, tras reunirse durante unas tres horas con su par venezolano, Nicolás Maduro, en una cita que calificó como «un primer paso» para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas.

«El segundo paso lo darán los presidentes este martes [por hoy] en una reunión que tendrán en Colombia», añadió Holguín, quien calificó de «muy buen diálogo» su encuentro con Maduro. A su vez, éste saludó el encuentro y confió en que el diálogo sea «franco y directo».

Chávez rompió relaciones con Colombia el 22 de julio de 2009 tras la denuncia que el anterior Gobierno del presidente Álvaro Uribe hizo ante la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre la presunta presencia de guerrilleros colombianos en Venezuela. Desde entonces el diálogo entre ambos mandatarios fue nulo.

Tras el anuncio de los cancilleres en Bogotá, Santos saludó la decisión de Chávez de viajar a Colombia, y dijo que espera que «podamos sacar conclusiones que nos lleven a normalizar las relaciones».

De forma paralela, en su programa de radio y televisión «Aló, Presidente», Chávez exhortó a la narcoguerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) a liberar «a todos los rehenes», dejar la «vía de las armas» y cambiarla «por la paz» ante el «nuevo momento» que vive Colombia.
 
«Esa guerrilla debería manifestarse por la paz, pero con manifestaciones contundentes. Por ejemplo que liberen a todos los secuestrados. ¿Por qué una guerrilla va a tener secuestrados?», dijo Hugo Chávez. «Creo que estamos en un nuevo momento de búsqueda de la paz. Yo lo he dicho, así como al Gobierno de Colombia uno le propone buscar el camino de la paz, a la guerrilla también (...) que deje la vía de las armas (...) hay que hacerle un llamado», agregó el líder bolivariano.

La cita tendrá lugar pasado el mediodía en la Quinta de San Pedro Alejandrino de Santa Marta, sitio donde falleció el Libertador Simón Bolívar en 1830 y que hoy es un museo en su memoria, confirmaron fuentes del Gobierno colombiano. Chávez llegará poco antes al aeropuerto Simón Bolívar de esa ciudad caribeña y de inmediato se dirigirá a la Quinta para la reunión con su homólogo colombiano.

Estados Unidos, fiel aliado de Bogotá, declaró ver con buenos ojos la reunión entre Santos y Chávez. «Ciertamente fomentamos este tipo de reuniones», dijo el portavoz del Departamento de Estado, Philip Crowley, en su rueda de prensa diaria.

En este misma línea de conciliación, Juan Manuel Santos entregó los discos duros de los ordenadores incautados tras la incursión militar en Angostura-Ecuador, en marzo de 2008, en la que murieron el «número dos» de la narcoguerrilla colombiana, «Raúl Reyes», y otras 24 personas, incluido un ecuatoriano.
 
La entrega de estos discos duros, en los que supuestamente hay pruebas de la vinculación de las FARC con el presidente ecuatoriano, Rafael Correa, era una de las exigencias de Ecuador para el restablecimiento pleno de las relaciones diplomáticas. «Ojalá el presidente Santos nos visite rápido», dijo ayer Correa en una entrevista al periódico colombiano «El Tiempo».

El flamante jefe del Estado colombiano tampoco quiso esperar más tiempo para reunirse con las Altas Cortes, uno de los organismos judiciales que más enfrentamientos protagonizó con Álvaro Uribe, durante el anterior mandato.

La reunión de ayer, según afirmó el ministro del Interior y Justicia, Germán Vargas Lleras, sirvió para restablecer las buenas relaciones entre ambos poderes, el Ejecutivo y el Judicial.Por lo menos durante los primeros días de Gobierno de la era Santos, todo es paz y armonía. Tendrán que pasar algunos meses para saber si las buenas intenciones se traducen en acuerdos duraderos.


Desencuentros
Enero 2008
- El día 16, Chávez acusa al presidente de Colombia de ser «un instrumento del imperio de EE UU y una amenaza contra la paz y la integración de América Latina». El día 26 amplía la acusación y añade que «quiere prender una guerra».
Marzo 2008
- A raíz de la muerte del «número dos» de las FARC, «Raúl Reyes», llama a Uribe «criminal» y «cobarde asesino».
Junio 2008
- «El único problema que tenemos en Suramérica es Uribe», aseguró el mandatario bolivariano, quien añadió que para conversar con el presidente colombiano tendría que «bajar a un pantano».
Julio 2008
- Tras la liberación de la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt, Chávez pide a Uribe que cese a Juan Manuel Santos como ministro de Defensa porque representa a la «extrema derecha».
Julio 2009
- Venezuela retira a su embajador de Bogotá después de que Uribe le acusara de desvío de armas. En noviembre continuó la escala verbal calificando a Uribe de «desgraciado» y «mafioso»
Noviembre 2009
- El caudillo venezolano llama «desgraciados» a Uribe y a su canciller, pero la lista de insultos es larga y en otra ocasión en el mismo mes dice que es un «mafioso» y un «traidor».
Enero 2010
- La firma del convenio militar entre EE UU y Colombia irrita a Chávez, que acusa a Uribe de «bajarse los pantalones». En abril, Colombia protesta por el arresto de sus nacionales en Caracas.
Febrero 2010
- Fuerte altercado entre los dos presidentes en la cumbre del Grupo de Río, después de que Uribe comparase el bloqueo de Venezuela a los productos colombianos con el embargo de EE UU a Cuba.
Abril 2010
-Uribe envía una nota de protesta contra Venezuela por la detención el mes anterior de ocho colombianos. «No podemos permitir que a los colombianos se les detenga por su identidad», dijo.
Agosto 2010
-Uribe denuncia a Chávez ante la Corte Penal Internacional por financiar a la narcoguerrilla. En marzo de 2008, ya había amenazado con la querella tras el hallazgo del ordenador de «Raul Reyes».