Agustín Bravo: «Sierra Nevada es un lugar perfecto para viajar con niños»

Agustín Bravo: «Es un lugar perfecto para viajar con niños»
Agustín Bravo: «Es un lugar perfecto para viajar con niños»

A pesar de haber nacido en Cáceres, su lugar favorito para disfrutar de la naturaleza y de la gastronomía es Sierra Nevada.-¿Qué proyectos profesionales tiene ahora?-Empiezo un programa de verano con entrevistas en una cadena local de Sevilla, que se verá en toda la provincia. Comienzo este lunes y acabaré a finales de agosto. Además, he abierto un bar en Sevilla que se llama «Bravo Sevilla». A ver qué pasa…-¿Qué lugares destacaría de Granada?-Me encanta su capital y los alrededores, pero donde de verdad disfruto es en Sierra Nevada. En unos 20 minutos te encuentras sentado en el Bar Chiquito, comiendo un delicioso pescaíto frito y unas carnes exquisitas. Me encanta Sierra Nevada porque tiene algo que no hay en ninguna otra estación de esquí del mundo: muchísimas horas de sol y, además, disfrutas de una de las mejores gastronomías del mundo. Otro atractivo es que es perfecto para ir en familia. Hay muchas escuelas de esquí con grandes profesionales para iniciar a los niños en este deporte.-¿Ha estado en verano en Sierra Nevada?-Sí, claro. Hay muchísimas actividades y muy interesantes para hacer. -¿Qué puede hacer un turista cuando llega allí en verano?-Puede hacer absolutamente de todo. Está muy bien organizado. Desde senderismo hasta cualquier tipo de deporte al aire libre. Incluso, por qué no, deportes de riesgo.-¿Qué destacaría de la gastronomía de la zona?-En cualquiera de los pueblos que hay alrededor de la estación encuentras magníficos restaurantes. La zona está muy bien equipada para poder pasar el día entero disfrutando tanto de la naturaleza como de su gastronomía. Y si Sierra Nevada tiene sitios fantásticos para comer, no te quiero contar la capital…. Granada es una gozada.-Si cierra los ojos. ¿Qué piensa al nombrar Sierra Nevada?-Estoy arriba, en el Veleta, solo, me encanta subir solo. Acabo de dejar el remonte sin gafas y así me pongo moreno y miro hacia Borreguiles y tengo una bajada espectacular. Eso sí, cuando llego abajo me tomo una cervecita.