Siria participará en la conferencia de Ginebra

El ministro sirio de Asuntos Exteriores, Walid al Mualem, anunció hoy en Bagdad que su país participará "en principio"en la conferencia internacional de Ginebra, propuesta por Washington y Moscú, para buscar una salida al conflicto en Siria.

"Hemos informado al primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, y al titular de Exteriores, Hoshiyar Zebari, de la decisión de Siria de participar en principio con una delegación oficial en la conferencia internacional, prevista en Ginebra el próximo junio", dijo Al Mualem en una rueda de prensa conjunta con su homólogo de Irak.

El ministro añadió que considera la citada conferencia como una oportunidad para encontrar una solución política y reveló que será él mismo quien encabece la delegación de su país.

La Coalición Nacional Siria (CNFROS), que aúna a la mayor parte de los grupos opositores al régimen de Bachar al Asad, aún no ha decidido si acudirá a Ginebra, pero, de hacerlo, exigirá un acuerdo marco previo para evitar unas negociaciones sin fin.

El primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, dio la bienvenida al anuncio de Al Mualem y consideró que el diálogo es la única vía para encontrar una solución a la crisis siria

Según un comunicado, el jefe del gobierno iraquí recibió esta mañana al ministro sirio, con el que abordó el conflicto en Siria y sus repercusiones en los países vecinos.

Durante la cita, Al Maliki apoyó la participación del régimen sirio en Ginebra, y destacó la importancia de conseguir una solución a través de las negociaciones para evitar una intervención militar, añadió la nota.

El pasado 24 de mayo, el portavoz de la Cancillería rusa, Alexandr Lukashévich, afirmó en Moscú que su país había recibido confirmación por parte de Damasco sobre su disposición a tomar parte en la conferencia de Ginebra, aunque ningún responsable sirio se había pronunciado públicamente hasta ahora.

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, ha afirmado que en esa reunión se tomará como base el acuerdo de Ginebra, alcanzado en junio de 2012, que propone un Gobierno de transición con representación del régimen y de los rebeldes.