Uno de cada siete dirigentes mundiales estudió en universidades británicas

El primer ministro británico, David Cameron, mantiene una reunión con el presidente iraní, Hasán Rohani
El primer ministro británico, David Cameron, mantiene una reunión con el presidente iraní, Hasán Rohani

Hasta 27 jefes de Estado o primeros ministros de los más de 190 países que hay en el mundo han cursado al menos una parte de sus estudios en una universidad de Reino Unido, lo que supone uno de cada siete mandatarios mundiales, según un estudio del British Council.

Hasta 27 jefes de Estado o primeros ministros de los más de 190 países que hay en el mundo han cursado al menos una parte de sus estudios en una universidad de Reino Unido, lo que supone uno de cada siete mandatarios mundiales, según un estudio del British Council.

En la lista destacan el presidente iraní, Hasán Rohani, estudiante de la Caledonian University de Glasgow, y el presidente sirio, Bashar al Assad, que acudió al Hospital Oftalmológico Occidental londinense, según recoge la BBC.

También hay en la lista monarcas como el rey Harald de Noruega, o el rey Tupou de Tonga, ambos estudiantes de la Universidad de Anglia del Este, y primeros ministros como Najib Razak, de Malasia, que estudió en la Universidad de Nottingham, o el finlandés Alexander Stubb, que fue a la London School of Economics.

La directora de estudios del British Council, Rebecca Hughes, ha destacado que este hecho supone un "activo a largo plazo"para Reino Unido, aunque ha reconocido que se ha registrado un descenso en el número de estudiantes extranjeros.

La propia Hughes ha destacado que cada vez es más difícil atraer a "la próxima generación de dirigentes mundiales"porque la "educación superior se ha internacionalizado y la tecnología hace más accesibles nuevas formas de aprendizaje".

En términos económicos, la formación de extranjeros también supone una importante aportación estimada en unos 7.000 millones de libras (casi 9.000 millones de euros) anuales para el país, según datos de las propias universidades británicas.