Vacío de poder

- Tras los bombardeos de Egipto, ¿estamos ante una inminente intervención militar en Libia?

–Pienso que en el caso de Egipto, esta intervención ya estaba planeada. La diferencia es que ahora es más explícita, abierta y pública, pero Egipto ha asistido al Gobierno de Tobruk durante meses. En el caso de las posturas europeas, el giro ha sido que el primer ministro italiano ha descartado una intervención militar porque considera que no es el momento, por lo que una operación europea no será de manera inmediata. Aun así, creo que va a depender mucho del siguiente paso del Estado Islámico. Si vuelve a atacar, a los políticos europeos les va a ser muy difícil mantenerse al margen.

- ¿Por qué está tan fuerte el Estado Islámico en el norte libio?

–Por diversos motivos. En primer lugar, porque muchos libios se fueron a combatir a Siria y comenzaron a volver en la primavera de 2014. Esto explica que el EI tenga un bastión en la ciudad de Derna. En segundo lugar, existe una tradición de yihadismo en Libia y muchos de ellos lucharon en Afganistán y en contra de Gadafi. Después, el coronel, entre 2009 y 2011, los soltó. Había muchos cabecillas yihadistas que fueron liberados en las últimas semanas del régimen. En tercer lugar, no existe un Gobierno en Libia. El vacío de poder intenta ser llenado por estos yihadistas. Muchos miembros de otros grupos islamistas están desertando y uniéndose a las filas del EI, como Ansar al Sharia. Aseguran que ven en el Estados Islámico un proyecto y una organización que hace que las cosas funcionen.

- Con la publicación en «Dabiq» y la difusión del vídeo de las decapitación de los 21 coptos egipcios, ¿qué intenta el EI? ¿Provocar?

–Es una gran provocación y saben que creará una reacción tanto en Egipto como en Occidente. Esto es algo que ya habíamos visto en Irak, que son particularmente crueles contra los cristianos para que en Europa haya indignación e intervengamos, y así tengan un nuevo enemigo. En cuanto a Egipto, esto ha sido una estrategia precisa del lado del EI. Por supuesto que hay una gran minoría cristiana en Egipto, que está protegida por el presidente Al Sisi. Por lo que le quieren mostrar que a pesar de su protección, el EI puede matar a cristianos egipcios. Esto ha funcionado porque ayer por la mañana, Al Sisi dijo que «los coptos tienen un escudo y este escudo funcionará».

- Libia está sumida en un completo caos. ¿Qué deberían hacer los gobiernos vecinos y la UE?

–En primer lugar, apoyar a Bernardino León para lograr un Gobierno de unidad nacional en Libia y después empezar a hablar de intervenciones. Hemos visto que en Oriente Medio no sirve de nada una incursión sin un Ejecutivo estable.

*Experto en Libia del Consejo Europeo de Relaciones Exteriores (ECFR). Preguntas de Esther S. Sieteiglesias