MENÚ
viernes 14 diciembre 2018
18:28
Actualizado

Vuelve a la Zona Cero la icónica bandera desaparecida durante 15 años

Se exhibirá en el museo del 11-S como símbolo del resurgir de EE UU

  • Los bomberos de Brooklin George Johnson, Dan McWilliams y Billy Eisengrein izan la bandera de Estados Unidos en los escombros de World Trade Center el 11 de septiembre de 2001
    Los bomberos de Brooklin George Johnson, Dan McWilliams y Billy Eisengrein izan la bandera de Estados Unidos en los escombros de World Trade Center el 11 de septiembre de 2001
  • Shirley Dreifus, propietaria del yate donde se encontraba originalmente la bandera, posa con ella en el museo del 11-S
    Shirley Dreifus, propietaria del yate donde se encontraba originalmente la bandera, posa con ella en el museo del 11-S

Tiempo de lectura 2 min.

11 de septiembre de 2016. 14:35h

Comentada
11/9/2016

La bandera de Estados Unidos que se convirtió en el símbolo del 11-S regresa a la Zona Cero de Nueva York tras quince años desaparecida.

La imagen de los bomberos de Brooklin George Johnson, Dan McWilliams y Billy Eisengrein izando la bandera de Estados Unidos entre los escombros de World Trade Center el 11 de septiembre de 2001, poco después de los terribles atentados, estará ahora en una vitrina del museo que rinde homenaje a los fallecidos aquel trágico día.

La bandera pertenecía a un yate amarrado en el bajo Manhattan y, desde allí, llegó a una estación de bomberos que fueron quienes la izaron entre los ruinas de la Zona Cero. La imagen, captada por el fotógrafo Thomas E. Franklin, se convirtió en el símbolo del resurgir de Estados Unidos e inspiró sellos, esculturas y todo tipo de recuerdos.

Durante los múltiple homenajes a las víctimas, una bandera de Estados Unidos recorrió el país, fue exhibida en el estadio de los Yankee e incluso llegó a viajar hasta un portaaviones cerca de Afganistán. Sin embargo, no era la verdadera bandera del 11-S. Los propietarios del yate ya habían advertido del error porque la suya era más pequeña. Nadie sabía qué había ocurrido con la original hasta que en 2014 un hombre se presentó en una estación de bomberos de Everett con la bandera real.

Brian, nombre con el que se identificó, explicó que la bandera había llegado hasta él a través de un regalo de un empleado de la Administración Atmosférica y Oceánica, que a su vez la había adquirido a la viuda de una víctima sin identificar del 11-S.

Un forense analizó el polvo en la bandera y lo encontró en consonancia con la tierra de los residuos de la Zona Cero. Con todas la pruebas analizadas, los expertos han determinado que es "muy probable" que la bandera, que ahora se exhibirá en el museo, sea la de la icónica imagen.

Últimas noticias