Sara Carbonero: «Nunca estaría lejos de los míos»

La periodista anuncia a través de su blog que deja Mediaset y se traslada a Oporto con Iker Casillas, del que alaba su fortaleza y su humildad

Carbonero e Iker Casillas, en una fotografía que publicó ayer en su blog
Carbonero e Iker Casillas, en una fotografía que publicó ayer en su blog

Pocas veces –salvo cuando dice su nombre al anunciar la alineación de la Selección–, Sara Carbonero ha hablado de su pareja, Iker Casillas. Ayer, rompió su silencio para contar lo que era un secreto a voces: que antepone su vida personal a la profesional y se marcha a Oporto con el portero. «Como muchos de los que me leéis sabéis, mi vida va a cambiar bastante en los próximos días. Empiezo una aventura con mi familia en otro país, muy cerquita, eso sí», afirma la periodista en su blog «Cuando nadie me ve». Carbonero pone un punto y seguido a su labor como presentadora de la sección de Deportes de uno de los informativos diarios de Telecinco. «Fue una decisión que tuve clara desde el primer minuto ya que nunca se me ha pasado otra cosa por la cabeza que no fuera estar junto a los míos en estos momentos. Una decisión que, por otro lado, ha sido complicada después de todos estos años haciendo lo que más me gusta. Los que me conocen de verdad saben que el periodismo es mi pasión y mi sueño desde niña».

La periodista, aunque no le nombra, tiene palabras para Iker, en lo que se puede entender como una reivindicación: «He dejado para el final algo que llevo tiempo con ganas de escribir. Él (refiriéndose al portero) me suele decir en broma que nunca ‘‘lo saco’’ en el blog. Y tiene razón, pero hoy tenía que sumarme al aplauso unánime de estos días en los que ha vuelto a demostrar sus valores, su fortaleza, su saber estar, su generosidad, su humildad, su templanza, su nobleza... Una de las mayores suertes de la vida es compartirla con alguien a quien admiras profundamente. Yo tengo esa suerte». Carbonero remata esta reflexión con una cita con mucha trastienda: «Porque tenemos recuerdos para llenar las penas. Si quieres apostamos, corazón». Esta última parte de la entrada de su blog va acompañada de una fotografía en la que aparece la pareja de espaldas junto a su hijo, Martín.

También tiene palabras para Mediaset, a la que le muestra su agradecimiento, «ya que estos años en Telecinco han sido los más determinantes e intensos de mi carrera». También se puede añadir que gracias a que la cadena le asignara la cobertura de la Selección pudo conocer a Iker Casillas, que selló en público la relación que mantenían cuando la besó en directo tras ganar el Mundial.

Pero Carbonero ya tiene puesta la cabeza en Oporto, donde el portero le está buscando trabajo. Su prioridad es, evidentemente, aprender portugués y, hasta que no tenga dominio del idioma, trabajaría tras las cámaras. Por lo pronto ella ya comenta que le encanta la ciudad: «Está llena de rincones que estoy deseando descubrir. He estado varias veces en Portugal y siempre me ha llamado la atención la amabilidad de su gente. Seguro que pronto nos sentiremos como en casa porque siempre hemos creído que los hogares no los hacen los sitios, los hacen las personas y Oporto es perfecta para crear un nuevo hogar».