«Cuatro años» para cambiar «cuatro artículos» sobre los aforamientos

«¿Se imagina que el PSOE hubiera informado por SMS a Javier Arenas de la reforma del Estatuto?». El portavoz del Grupo Socialista en el Parlamento, Mario Jiménez, se quejó de que fue avisado «con un WhatsApp» de la reforma necesaria para suprimir los aforamientos. «La forma es el fondo», criticó. El vicepresidente de la Junta, Juan Marín, acusó a los socialistas de «no aceptar una reunión» sobre la renovación de los órganos de extracción parlamentaria. Marín también criticó que el PSOE incumplió el acuerdo con Cs de 2015 para eliminar los aforamientos a través de la reforma estatutaria. «La reforma de cinco minutos son ya cuatro años, y usted lo sabía», criticó. «La reforma de 2007 no fue una simple reforma, fue un Estatuto nuevo. Nosotros queremos cambiar cuatro artículos y llevamos ya cuatro años», insistió Marín.

Mario Jiménez, que señaló al vicepresidente que «está ahí porque lo han puesto no los andaluces sino la extrema derecha; y Moreno es presidente porque le dio la bendición» Vox, apuntó que están abiertos a modificar el Estatuto pero con más calado para incluir, por ejemplo, la Memoria Histórica.

Marín destacó que el Ejecutivo ha impulsado la medida de acabar con los aforamientos dentro de los 100 primeros días «como nos comprometimos con los andaluces» y defendió que las leyes «son normas vivas que requieren de cambios para adaptarse a la realidad histórica y social del momento, por ello no hay razón para mantener estos privilegios». Con esta medida, el Gobierno andaluz pretende responder «a la demanda de mayor transparencia y la eliminación de privilegios en la clase política», indicó antes de abundar en que la propuesta contempla la reforma de cuatro artículos del Estatuto. «Propondremos una reforma del Estatuto en todas aquellas cuestiones que consideremos que beneficien a los andaluces, no se puede tener miedo a la reforma y a los cambios», agregó Marín, que espera lograr el apoyo de la Cámara para acabar con los aforamientos como pide «el 70 por ciento de los andaluces» y porque quiere «hablar de igualdad con mayúsculas, también cuando hablamos de justicia».

Mario Jiménez, que subió a la tribuna con dos tomos del Estatuto, censuró que el PP-A y Cs pretendan resolver este asunto «en cinco minutos».

El frente de la Sanidad

La Sanidad se ha convertido en uno de los principales caballos de batallas entre Gobierno y oposición. Tras la guerra de cifras, el consejero anunció que los hospitales están ya trabajando en la agilización de las listas de espera para responder al plan de choque contra las demoras que el Gobierno activará de un modo global a partir del 1 de abril y que está dotado con 25,5 millones. El plan de choque arranca con 188.363 pacientes que aguardan una intervención quirúrgica, con una demora media de 208 días.