El Gobierno defiende su inversión en dependencia: más de 2.500 millones

Moreno pedirá en el Parlamento un plan para favorecer la igualdad de la mujer en el empleo

La presencia de los ministros en Andalucía se multiplica. El titular de Sanidad, Alfonso Alonso, estuvo con asociaciones de mujeres en Tomares (Sevilla)
La presencia de los ministros en Andalucía se multiplica. El titular de Sanidad, Alfonso Alonso, estuvo con asociaciones de mujeres en Tomares (Sevilla)

La legislatura llega a su fin y toca hacer balance. Las visitas de los ministros a Andalucía se multiplican para hacer campaña y repasar la gestión realizada. Ayer le tocó el turno al titular de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alfonso Alonso, quien defendió que el Ejecutivo central ha invertido más de 2.500 millones de euros en dependencia en la comunidad autónoma desde que Mariano Rajoy es el presidente del Gobierno. En un encuentro con asociaciones de mujeres en Tomares (Sevilla), acompañado por el presidente del PP andaluz, Juanma Moreno; la secretaria general del partido, Dolores López; el alcalde de la localidad, José Luis Sanz; y el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, Alonso subrayó el «compromiso firme» del Gobierno con las políticas sociales, criticando que la Junta «no ha priorizado nunca el gasto social ni los servicios sociales».

El ministro recordó que, a través de los Presupuestos Generales entre los años 2012 y 2014, se consignaron 870 millones de euros para la financiación de la dependencia en el nivel mínimo. A ello se sumarían otros 1.686 millones recibidos a través de la financiación adicional de la ley 22/2009, atendiendo al número de dependientes que hay en la comunidad autónoma. Todo ello arroja una cifra de 2.556 millones de euros, tras lo que se preguntó «¿qué se hace con ese dinero cuando llega a Andalucía?».

Alonso aseguró igualmente que hay 250.000 ciudadanos más con tarjeta sanitaria y resaltó el apoyo al plan de servicios sociales para combatir la pobreza infantil y los 150 millones para programas sociales a través de las convocatorias del impuesto de la renta. En cuestión de igualdad, pidió «corresponsabilidad» a los hombres para que «empiecen a preocuparse un poquito» de las tareas domésticas y subrayó las medidas del Gobierno para reducir «la brecha» entre las pensiones de ambos sexos, así como con el plan de familia.

Por su parte, Moreno anunció que pedirá en el Parlamento andaluz la elaboración de un plan específico para favorecer la igualdad de la mujer en el empleo, así como que se establezca un programa que les facilite la conciliación familiar y laboral. El líder del PP-A señaló que no permitirá que las mujeres estén «condenadas al ostracismo» en la comunidad y aseguró que el PP «dará la cara» por ellas.

Las declaraciones de los dirigentes del PP no sentaron nada bien a la consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, quien lamentó la «desfachatez absoluta» del ministro por «poner en duda» el uso que la comunidad hace de los fondos para dependencia, al tiempo que denunció el «recorte» de 500 millones en su financiación por parte del Ejecutivo central. «Intenta maquillar la realidad a las puertas de los comicios», criticó.