La Junta concede el título de ESO a un alumno con 5 suspensos

La consejera de Educación, Mar Moreno
La consejera de Educación, Mar Moreno

El malestar en el claustro de profesores del IES «Los Álamos» de Bormujos (Sevilla) es grande. La Delegación Provincial de Educación ha decidido aprobar a un alumno de último curso de Secundaria (4º de ESO) con cinco suspensos. El joven, que comenzó el año académico repitiendo curso, ya está, tras la resolución administrativa, matriculado en Bachillerato.

Los hechos, según fuentes del IES, son los siguientes. El estudiante finalizó el curso en junio con cinco asignaturas suspendidas (Lengua Castellana y Literatura, Inglés, Biología y Geología, Ciencias Sociales y Física y Química). La primera reclamación en el centro fue desatendida. En septiembre volvió a suspender todas las materias. Interpuso una segunda reclamación en el instituto con la misma suerte. Fue entonces cuando los progenitores se dirigieron a la Comisión Técnica de Reclamaciones de la Delegación Provincial –integrada por un inspector y por profesores ajenos al centro–.

Este organismo de la Consejería de Educación dictó la resolución 170/2012 mediante la que decide aprobar al reclamante las asignaturas de Lengua Castellana y Literatura e Inglés, según informó ayer la Agencia Efe. La Administración alega una especie de «indefensión» del alumno por los criterios de evaluación.

Pese a la reclamación, aún le quedaban tres asignaturas pendientes, pero Educación, en un proceso de carácter «extraordinario», decide que «no impiden la titulación ni menoscaban la formación académica y las competencias necesarias que permitirán al alumno reclamante afrontar una brillante carrera en cualquiera de los objetivos académicos o laborales que se proponga». Las tres materias suspendidas eran Biología y Geología, Ciencias Sociales y Física y Química.

El claustro ha elaborado un escrito de queja por lo que considera «un ejercicio de fariseísmo que desde los estamentos de la administración educativa y desde la sociedad se clame por la honorabilidad, el respeto y el prestigio de la labor docente, así como por la autoridad del profesorado y que, llegado el caso, todos estos valores se desprecien y ninguneen».

Recuerdan además que el pasado curso el IES en cuestión tuvo una inspección por parte de la administración educativa con resultado satisfactorio. Ahora, el alumno, en Bachillerato podría incluso reclamar un plan de adaptación por el tiempo perdido durante este curso.

Firmas contra las oposiciones de Primaria

La plataforma digital «change.org» acoge una petición de recogida de firmas, que ya supera los 2.700 apoyos, para manifestar el rechazo a una «injusta, insolidaria e ilógica» convocatoria de oposiciones para 592 plazas del cuerpo de profesores de Educación Infantil y Primaria para 2013, cifras que se entienden como «mínimas». «Somos muchos los opositores a los que no nos beneficia esta convocatoria absurda», reza el manifiesto. Preparan una protesta el 5 de marzo.