Luz sobre las cuentas de las 69 fundaciones públicas andaluzas

La Cámara de Cuentas elabora por primera vez un censo de las locales, de las que existen 50. Este año se publicarán los resultados económicos de su gestión

La Fundación Baremboim-Said
La Fundación Baremboim-Said

En toda Andalucía hay registradas 69 fundaciones públicas. Esta cifra no se ha conocido con exactitud hasta que la Cámara de Cuentas ha publicado el censo elaborado durante 2012, incluido dentro de su informe anual sobre la rendición de cuentas del sector público local andaluz 2011.

Pese a nutrirse casi exclusivamente de dinero público para su funcionamiento, las fundaciones no han tenido en los ejercicios precedentes la obligación de presentar sus balances económicos. Es decir, que previsiblemente será en este año cuando se conozcan los datos relativos a los gastos realizados por esas 69 instituciones durante 2012, atendiendo al calendario de actuaciones del órgano fiscalizador, que acaba de presentar los de hace dos.

La Cámara de Cuentas incluyó en su plan de actuación una fiscalización dirigida a conocer cuáles eran las fundaciones públicas locales y a analizar su régimen jurídico. El estudio fue elaborado en el primer semestre de 2012 y determinó que al menos 50 fundaciones que operan en Andalucía tienen esta consideración.

El objetivo era realizar una serie de comprobaciones sobre aspectos significativos, tales como su finalidad, ámbito de actuación, etc., además de evaluar los procedimientos establecidos para efectuar el seguimiento, la gestión y el control de su actividad económico-financiera.

En cuanto a la finalidad, reveló que 21 de ellas son de índole cultural, repartiéndose el resto entre el fomento de la economía (9), los fines docentes (5), los benéfico-asistenciales (4) y otros (11).

En sus conclusiones, se detalla precisamente que 2012 es el primer ejercicio en el que por ley estaban obligadas a presentar sus balances económicos. Esta circunstancia ha podido favorecer abusos en la gestión, amparados en las barreras legislativas para adentrarse en su desarrollo.

Es el caso de la ya extinta DeSevilla, en manos de IU durante la pasada legislatura. La entidad fue disuelta por el alcalde, Juan Ignacio Zoido, tras denunciar irregularidades contables que continúan siendo investigadas por la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil. En su último informe, fechado en diciembre, apunta incluso que podrían existir responsabilidades penales por parte de los patronos de la fundación que ejercieron ese cargo durante los años 2008, 2009, 2010 y parte del 2011». Entre ellos se encontraban el ex alcalde socialista Alfredo Sánchez Monteseirín, en representación del Ayuntamiento y concejales como el dimitido Antonio Rodrigo Torrijos (IU). A través de ella se pagó, por ejemplo, un viaje a Cuba a 13 personas del grupo Hombre Muerto, cuyo cantante estaba relacionado con un miembro de la organización. La UCO también resalta una partida de 887.000 euros destinada por la Gerencia de Urbanismo «para transferencias corrientes y que no figuraba en el presupuesto oficial».

Otro caso similar ha saltado esta semana con la Fundación Córdoba para el Deporte. El organismo estaba siendo investigado por la Fiscalía, que ha detectado indicios de que los hechos derivados de la documentación que obra en las actuaciones pueden ser constitutivos de infracción penal. Por ello, ha pedido que se investigue la gestión de esta fundación, cuya documentación ya ha sido remitida al juzgado decano de Instrucción de Córdoba para aclarar su gestión en los años 2008 y 2009, periodo en el que IU era su máximo responsable.

El análisis de la Cámara certifica que son 50 las fundaciones ligadas a municipios, mientras que hay activas otras 19 que dependen directamente de la Junta. Así se refleja en los Presupuestos de 2014, que les asignan 113 millones de euros. Entre ellas se encuentran Andalucía Emprende (44,7 millones), la Fundación para la Integración de personas con Enfermedad Mental (34) u otras de ámbito cultural como el Centro de Estudios Andaluces (2,3), la Fundación Baremboim-Said (un millón) o la Real Escuela Andaluza de Arte Ecuestre (2).