Un lustro sin inversión pública en el sector forestal

La patronal denuncia que las cantidades que la Junta consigna a trabajos en los montes «son inferiores a las de hace una década».

Imagen facilitada por INFOCA de especialistas del Plan Infoca de lucha contra incendios de Andalucía.
Imagen facilitada por INFOCA de especialistas del Plan Infoca de lucha contra incendios de Andalucía.

La patronal denuncia que las cantidades que la Junta consigna a trabajos en los montes «son inferiores a las de hace una década».

A las puertas de un nuevo verano, y tras las últimas lluvias que han provocado un crecimiento muy acusado de la maleza, el riesgo de que se produzcan incendios forestales aumenta exponencialmente. Para evitar el fuego no sólo es necesario establecer un dispositivo potente de extinción, con los medios humanos y materiales suficientes, sino el desarrollo de una serie de tareas preventivas durante todo el año. En este punto, la Asociación de Empresas Forestales y Paisajísticas de Andalucía (AAEF) denuncia que en los últimos cinco años las inversiones que realizaba la Junta de Andalucía en estos trabajos, que ejecutaban las empresas del sector forestal, «han desaparecido por completo». Así lo expone el director gerente del colectivo, Javier Loscertales, quien reitera que el nivel de inversión en el medio natural, «a causa de la crisis económica o por la finalización del marco comunitario, ha descendido en los últimos años de manera alarmante».

En octubre del año pasado, cuando se estaba elaborando el presupuesto autonómico, el consejero de Medio Ambiente, José Fiscal, se comprometió con las empresas del sector a licitar antes del verano trabajos preventivos por una cuantía cercana a los 35 millones de euros, independientemente de las labores en el mismo ámbito que contempla el Plan Infoca. «A fecha de hoy no tenemos noticia de que se haya licitado algo», lamenta Loscertales, quien subraya que la inversión en prevención está actualmente «por debajo de los niveles de hace una década».

El balance que hace AAEF es desolador. Desde 2006 hasta 2009 la cantidad que se destinaba al Infoca «era muy similar a la licitación pública que se hacía a las empresas». Ese año, según datos ofrecidos por la asociación, el Infoca se dotó con 187 millones de euros y a las empresas se les adjudicaron trabajos por valor de 168. Esta paridad se rompió en el año 2010, cuando el Infoca recibió 180 millones y el sector privado ninguna inversión. 2011 fue el último año en el que sí hubo un cierto esfuerzo inversor, aunque no a los niveles anteriores. Entonces, el Plan Infoca también recibió 180 millones y las empresas un total de diez. A partir de 2012 las cantidades cayeron estrepitosamente hasta el punto de que no se licitaron trabajos preventivos al sector privado.

Loscertales sostiene que «en los últimos años hemos tenido mucha suerte, ya que no se han producido incendios de envergadura». Una circunstancia «achacable», en su opinión, a la labor «encomiable» que hacen los profesionales del Infoca, un dispositivo que «funciona bien porque es caro y tiene muchos medios». Precisamente, AAEF señala que el presupuesto del plan «es engañoso» porque «luego se completa con encomiendas de gestión que hace la Consejería a la Agencia de Medio Ambiente y Agua (Amaya)». Y para muestra un botón: en septiembre del año pasado, «ante el déficit presupuestario que padecía el Plan Infoca», según Loscertales, la Consejería «enchufó» a Amaya un total de seis millones de euros, a través de una encomienda de gestión, para tratamientos selvícolas manuales a realizar entre septiembre y noviembre. «Al parecer tuvieron que poner a trabajar en el campo a los 4.500 efectivos del Plan Infoca, y nuestras empresas no vieron a tanta gente por allí».