La Plataforma del Ferrocarril de Ávila teme que la provincia se quede incomunicada y sin servicios

Mucha preocupación. Es lo que trasladó a la opinión pública la Plataforma Social en Defensa del Ferrocarril de Ávila, que expresó su intranquilidad por que Ávila pueda quedarse sin servicio ferroviario de viajeros y exigió conocer los planes del Ministerio de Fomento respecto a las tasas de cobertura económica que podrían indicar la supresión de líneas en las que lo que se recupera con la venta de billetes suponga menos del diez o del 15 por ciento del coste del servicio.

En esa situación estaría la conexión de Ávila con Salamanca, que apuntó el portavoz de la Plataforma, Ricardo del Val, tiene una tasa inferior al 10 por ciento. Por ello, el colectivo advirtió del peligro de que si se eliminan trenes con origen y destino en Ávila, si Medina del Campo sustituye a la estación abulense en el itinerario Salamanca-Madrid y si otras comunicaciones que hasta ahora tenían parada en Ávila (como Madrid-Vitoria) se desvían a la línea de alta velocidad por Segovia, Ávila pueda quedarse sin servicio ferroviario de viajeros o con un servicio «muy limitado», matizó Del Val.

Así, la Plataforma pidió a los parlamentarios del Partido Popular su colaboración para que la Dirección General de Ferrocarriles reciba a los miembros de este colectivo y les concrete las decisiones que se tomarán en junio y que conciernan a Ávila, «para evitar sorpresas», agregó Ricardo del Val, quien recordó que hasta el momento no se han cumplido ninguno de los compromisos que asumió la Dirección en la reunión que mantuvieron en abril de 2012.

La medida más inmediata que solicitó entonces la Plataforma fue la supresión del trasbordo en El Escorial, que considera «absurdo» para ellos, pero que Renfe justifica por motivos de seguridad.

El portavoz del colectivo lamentó que ni se ha eliminado ni se han mejorado los horarios de esta línea. «No significa que tenga que haber más trenes, sino mejor distribuidos», explicó.