El PP pide explicaciones por la «Friki Fiesta Fallera»

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

El PP pidió ayer explicaciones al Ayuntamiento después de que el gobierno municipal autorizara la «cremá» de una falla en Barcelona contra los populares. De hehco, el Consistorio no sólo la autorizó sino que cedió la plaza de la Virreina en el barrio de Gràcia para la celebración.

Tal y como explicó este periódico, el sábado pasado, coincidiendo con la popular tradición valenciana, el Espacio Valencia organizó la «Friki Fiesta Fallera» en la que se congregaron a 300 personas alrededor de una hoguera con la forma de la sede de Canal 9, en protesta por el Expediente de Regulación de Empleo. La falla estaba adornada con numerosas estampas de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y el ex presidente de la autonomía, Francisco Camps, además de numerosas alusiones al caso Gürtel.

La concejal popular Belén Pajares señaló ayer que quieren dilucidar el grado de colaboración del Ayuntamiento y si participó económicamente en la celebración. «Es un disparate», señaló Pajares.

«Las fallas tienen un componente humorístico –prosiguió-, pero esto otro es una burla. Incluso el propio nombre que utilizaron para la fiesta falta al respeto a la tradición valenciana». «Si fuese al revés, con los castellers, por ejemplo, nos molestaría», aseveró la concejal popular.

En la falla también se podía encontrar una particular versión del texto de Joan Fuster «Nosaltres els valencians», en este caso «Nóosaltres els valencians». O un anuncio ficticio de «Ofertas de saldo de cultura valenciana» firmado por la consejería de «Barbaritat valenciana». El ex presidente de la diputación de Castellón, Carlos Fabra, también aparecía retratado a modo de Vito Corleone en la portada de la película «El PPadrino».

Empieza la temporada de playas

El Ayuntamiento pone hoy en marcha el dispositivo municipal para la temporada media de playas, coincidiendo con la llegada de la primavera y el inicio del buen tiempo. Todas las playas de la ciudad (que suman una extensión de más de 4,5 kilómetros dispondrán de servicios de vigilancia, prevención e información ciudadana y ocio.