El alcalde de Cullera declara este jueves por el incendio registrado tras disparar un castillo en las fiestas

El alcalde de Cullera (Valencia), el 'popular' Ernesto Sanjuán, declarará este jueves como imputado por el incendio declarado el pasado 26 de abril en la localidad tras el disparo de un castillo de fuegos artificiales pese a estar prohibido, ya que existía un Nivel 3 de Preemergencia.

Junto a Sanjuán, quien tendrá que acudir a los juzgados a las 10 horas, también está citado, a las 12 horas, el concejal de Festejos, Andreu Piqueras, en calidad de imputado, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV).

Tanto Sanjuán como Piqueras estaban citados a declarar por esta causa este lunes, ante el juzgado de Instrucción número 3 de Sueca, pero finalmente se tuvo que suspender el señalamiento al tener el abogado del primer edil un señalamiento previo.

En este caso, tanto EUPV como Compromís presentaron una denuncia ante Fiscalía por el fuego declarado. El ministerio público pidió a la jueza la imputación al ver posible delito de incendio por imprudencia grave y al considerar que "existen datos"para considerar que la "responsabilidad máxima"a la hora de realizar y autorizar el disparo y ejecución del espectáculo pirotécnico "corresponde"al alcalde y al concejal de Fiestas, "con independencia del resto de personas que pudieran aparecer como responsables en cuanto hubieran tenido un dominio funcional a la hora de realizar dicha conducta".

Desde el Centro de Coordinación de Emergencias de la Generalitat se remitió un fax al Ayuntamiento en el que se advertía de que se había decretado el Nivel 3 de Preemergencia y que no se podía disparar el castillo de fuegos artificiales.