Política

La concertada reclama a Marzà que financie las extraescolares

El sindicato FSIE-Comunitat Valenciana, el mayoritario en la enseñanza concertada, ha reclamado este martes al Consell que financie las actividades extraescolares de los alumnos que más lo necesiten y que estén escolarizados en centros concertados.

El sindicato, uno de los más representativos en la enseñanza privada y la atención a la diversidad funcional en la Comunitat Valenciana, ha denunciado que “incomprensiblemente” la Conselleria de Educación “deja fuera” a alumnos en igual “precariedad y necesidad que un alumno de la pública”.

De esta forma, el sindicato de profesores ha reclamado igualdad de trato para todos los alumnos, independientemente de la titularidad del centro en el que estén escolarizados mediante el equilibrio de los recursos públicos que “por mucho que sorprenda” aún no se ha alcanzado por la Conselleria, han indicado en un comunicado.

FSIE ha exigido que se implemente en el mismo programa la cantidad equivalente para financiar las actividades extraescolares de los alumnos beneficiarios de las ayudas del comedor escolarizados en los centros concertados, modificando además la resolución que regula la jornada escolar.

Ha recordado que en la Resolución de 25 de Enero de 2018 donde se regulan las condiciones para un plan específico de organización de la jornada escolar, se establece que los recursos económicos necesarios se dotarán con cargo al capítulo II del programa 422.20 de los Presupuestos.

Por lo tanto, ha considerado que “incomprensiblemente se de “fuera de esta posibilidad a los alumnos de la enseñanza concertada que estén en las mismas condiciones de precariedad y necesidad”.

Además, FSIE ha pedido que no se disminuya la partida presupuestaria destinada a operaciones corrientes en las etapas Bachillerato y Ciclos Formativos, en cumplimiento de las recientes sentencias dictadas por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) en relación al concierto educativo de etapas no obligatorias.

Así, ha recordado que una vez accedido al régimen de conciertos y en tanto exista suficiente demanda social, la Administración está obligada a mantener los conciertos de Bachillerato y Ciclos Formativos, y consecuentemente los recursos destinados a estas enseñanzas.

El sindicato ha explicado que se trata de una propuesta “barata” para la gran repercusión que tiene, ya que se trataría de mantener la misma cantidad presupuestada en 2018 en operaciones corrientes, un total de 102.362.000,30 euros.