Murcia y Baleares se unen a Fabra para reclamar otra financiación

La Razón
La RazónLa Razón

Murcia y Baleares pelearán junto con la Comunitat Valenciana por un modelo de financiación autonómica que permita cubrir los gastos en educación, sanidad y bienestar social. Las tres autonomías coinciden en la necesidad de romper el statu quo actual y conseguir una financiación que conceda los fondos del Estado «a las personas y no a los territorios» son las bases de partida.

La Generalitat no descarta que las otras dos regiones se sumen también a la petición de que o bien el modelo se aplique con efecto retroactivo, con fecha 1 de enero de 2014, o bien se articule un fondo de compensación para hacer frente a los pagos a los que no alcanzan las transferencias previstas.

El vicepresidente del Consell, José Císcar, realizó este anuncio tras la reunión semanal del Gobierno valenciano. Aseguró que la iniciativa ha sido del presidente Alberto Fabra, aunque más tarde, Presidencia aclaraba que ha sido una decisión conjunta de los tres presidentes regionales.

El documento final se presentará el próximo 8 de marzo en el Ministerio de Hacienda y se basará en los informes realizados por los expertos elegidos por Les Corts y por los Jaime I. El resto de Autonomías también presentarán sus propuestas.

Císcar no descarta que el trío de regiones del Mediterráneo pueda aumentar puesto que, de momento, no se ha cerrado el calendario de reuniones.

«Una buena noticia»

El portavoz del Gobierno calificó de «buena noticia» que la Audiencia de Valencia haya decidido reabrir el caso del accidente de metro para practicar nuevas diligencias. «Puede servir para garantizar más los derechos de los afectados». Dicho esto, remarcó que hasta el momento se han producido tres archivos sobre esta causa que determinaron que la causa del accidente fue la excesiva velocidad. Insistió en que estas conclusiones se tomaron basándose en informes de expertos.

En cualquier caso, Císcar insistió en que el pleno del Consell ya anunció el pasado mes de mayo que colaborará con la Justicia. A falta de la comunicación oficial sobre la reapertura, la Generalitat todavía no ha decidido si se personará en la causa y tampoco si mantendrán la petición del archivo de la misma.