Política

Preocupación general por el trasvase en la Región tras los guiños del PSOE a cerrarlo

Los resultados electorales del pasado domingo han hecho saltar las alarmas del sector agrícola, que ve peligrar el suministro de agua del campo murciano por la política hídrica de los socialistas

El sector agrícola insiste en la defensa del trasvase Tajo-Segura ante la formación del Gobierno de izquierdas, tras conocer la política antitrasvasista de Pedro Sánchez
El sector agrícola insiste en la defensa del trasvase Tajo-Segura ante la formación del Gobierno de izquierdas, tras conocer la política antitrasvasista de Pedro Sánchez

Los resultados electorales del pasado domingo han hecho saltar las alarmas del sector agrícola, que ve peligrar el suministro de agua del campo murciano por la política hídrica de los socialistas

La «resaca» electoral tras un domingo en el que el PSOE recibió el apoyo mayoritario de la sociedad española dejó ayer un racimo de reacciones en la Región de Murcia, en las que se mostró la preocupación al ver peligrar uno de los motores más importantes sobre los que se sostiene la economía y la agricultura murciana: el mantenimiento del trasvase Tajo-Segura.

Recordando las declaraciones del líder socialista Pedro Sánchez, en las que se apuntaba a un cierre de la infraestructura y en el que su Gobierno calificó el Tajo-Segura como un trasvase «extraordinario», el presidente del Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura (Scrats), Lucas Jiménez, tendió ayer la mano a seguir «hablando y trabajando» con la administración central, pero incidió en que «si hay algo que entendamos que va en contra de los intereses del regadío levantino, hablaremos».

Un diálogo al que también se apuntará la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos de la Región (COAG) para defender uno de los sectores que tanto representa para la Comunidad.

«Murcia necesita agua, necesita el trasvase Tajo-Segura y todas las aportaciones que puedan ser necesaria para solucionar parte del déficit hídrico. Todos los que van a gobernar deben actuar con la máxima responsabilidad y esperamos que algunas preocupaciones se vayan quedando en el camino».

En este sentido, Padilla recordó que el agua «es incuestionable», y el mantenimiento del trasvase indiscutible, «tal y como se ha demostrado durante tanto años. Una cosa es predicar, y otra gobernar, por lo que se tendrán que asumir realidades».

Esta misma incógnita fue resaltada por el presidente de la Federación de Cooperativas agrarias de Murcia (Fecoam), Santiago Martínez, quien señaló que la situación actual «no es agradable para España».

A su juicio, será en los próximos meses cuando realmente «nos enteremos si hay trasvase o no», por lo que pidió al PSOE, gobierne con quien gobierne, «responsabilidad y mirada alta en el tema del agua, las renovables y en el sector agrario, que cada año ha ido a peor».

«Estabilidad institucional»

Más allá de la situación relativa al campo murciano y al suministro hídrico para los agricultores, hubo reacciones por parte de otros sectores de la sociedad regional. El presidente de los empresarios, José María Albarracín, tras felicitar al PSOE por su victoria, se mostró «abierto» a hablar con unos y con otros, pero pidió «estabilidad institucional y rigor presupuestario» como objetivos fundamentales para la creación de empleo. «Sobre todo en un momento en el que la recesión económica internacional nos va a marcar mucho».

Las reacciones

-El portavoz adjunto del PP de Lorca, Juan Francisco Martínez, fue uno de los pocos populares que hizo declaraciones ayer, y tras hacer balance de los resultados, exigió al Gobierno del PSOE la exención del IBI, el soterramiento del AVE a Lorca y la garantía del trasvase Tajo-Segura en la Región.

-El vicesecretario general y portavoz del PSRM-PSOE, Francisco Lucas, apuntó a que los datos electorales «suponen el principio del cambio en la Región», y celebró que 30 años después, los socialistas hayan vuelto a ganar unas elecciones generales en la Comunidad.

-El cabeza de lista de Ciudadanos al Congreso, Miguel Garaulet, defendió el proyecto de la formación naranja basado «en la modernidad, moderación, igualdad, libertad y unión de los españoles». Acto seguido, agradeció la confianza de los murcianos. «No les vamos a defraudar».

-El secretario general de Podemos, Óscar Urralburu, aseguró que están terminando de perfilar la campaña de las autonómicas y municipales. «No vamos a retroceder y en la Región también se va a producir el cambio». A su juicio, Podemos será decisivo en el país y en la Región.

-Según los datos oficiales, el PSOE fue la fuerza más votada en 27 de los 45 municipios de la Región, frente a los tres de 2016. Por su parte, el PP ha ganado en 17 localidades frente a las 42 de las pasadas elecciones. La participación en la Región fue del 75,69 por ciento, con 775.568 votos.

Lo más destacado

Una de las principales sorpresas del 28A fue la victoria de Vox en el municipio de Torre Pacheco. Allí ganó con 3.542 votos, seguido del PP con 3.210. Le sigue Ciudadanos, PSOE y Podemos.

En Benizar, Otos, Mazuza y Casa Requena, cuatro pequeñas poblaciones del campo de Moratalla, los vecinos se plantaron el domingo a la convocatoria de las urnas y decidieron no votar.

99 personas de la Comunidad se beneficiaron del dispositivo de 80 voluntarios organizado por Cruz Roja para trasladar desde su domicilio a las urnas a personas con movilidad reducida, mayores y enfermos para ejercer su derecho a voto.