MENÚ
martes 20 noviembre 2018
11:41
Actualizado
  • 1

Consumur ofrece un decálogo de consejos para evitar ser engañados durante las vacaciones

En estas fechas, en que proliferan los establecimientos de restauración y alimentación ocasionales regentados por no profesionales es importante extremar la vigilancia de las condiciones higiénicas de éstos

  • Archivo
    Archivo
Murcia.

Tiempo de lectura 4 min.

24 de julio de 2018. 18:53h

Comentada
R. M..  Murcia. 24/7/2018

La Asociación Murciana de Consumidores y Usuarios Consumur ha elaborado un decálogo de consejos para evitar ser engañados durante las vacaciones.

Los precios de los servicios de restauración, hostelería y agencias de viaje, entre otros, son libres, así que, aunque en determinados casos parezcan abusivos por las fechas en las que nos encontramos, son legales siempre y cuando se encuentren reflejados en una lista de precios a la vista del público o se comuniquen previamente a la contratación de un viaje. Estos precios han de incluir el Impuesto sobre el Valor Añadido (I.V.A).

En estas fechas, en que proliferan los establecimientos de restauración y alimentación ocasionales regentados por no profesionales es importante extremar la vigilancia de las condiciones higiénicas de éstos, así como la calidad del servicio.

Consumur aconseja a los consumidores que se aseguren de que los locales o puestos ambulantes a los que acudan tengan expuesta al público la debida licencia de apertura del Ayuntamiento del municipio y evite comprar en aquellos establecimientos que no reúnan este requisito, porque además de estar funcionando ilegalmente, no hay garantías de que los productos que vendan reúnan las necesarias condiciones higiénico-sanitarias.

La organización hace un llamamiento a los empresarios de hostelería para que cumplan escrupulosamente con las medidas de higiene exigibles en los establecimientos, los alimentos y el personal que atiende a los consumidores. Asimismo, espera que los ayuntamientos intensifiquen las inspecciones durante estas fechas.

Las tapas preparadas deben estar expuestas en vitrinas frigoríficas, por lo que hay que desconfiar de la higiene y conservación de los platos que no se encuentren en estas condiciones, pues podrían resultar perjudiciales para la salud.

Por otra parte, las personas que manipulan los alimentos deben no sólo poseer el correspondiente carné de manipulador, sino tomar las debidas precauciones higiénicas en el tratamiento de los productos.

Hay que procurar utilizar los servicios de empresas (hoteles, restaurantes, bares, agencias de viajes) adheridas al Sistema Arbitral de Consumo. Le facilitarán la resolución de los posibles conflictos que puedan surgir.

Si realiza un viaje en transporte público, hay que guardar copia del billete, ya que es la prueba del contrato, y así, el usuario podrá tener derecho a exigir su cumplimiento en sus exactos términos. Lea con detenimiento las condiciones generales de contratación que figuran en los billetes, comprobando los derechos y exclusiones recogidos en el mismo.

Además de revisar el vehículo si va a hacer un viaje largo. Extreme las precauciones en la carretera. Si contrata un viaje con una agencia compruebe que el contrato contiene las condiciones generales de contratación y hay que tener en cuenta que los catálogos publicitarios tienen carácter contractual. Es fundamental conservarlos para poder exigir que se cumplan sus derechos. Lea atentamente todos los aspectos del contrato.

Últimas noticias