En colaboración con

Food for the Future: el reto de paliar la escasez mundial de alimentos

Según Naciones Unidas, después de varias décadas reduciendo el número de personas que pasan hambre en el mundo, en 2015 esa cifra volvió a revertirse. Las actuales apuntan a que cerca de 690 millones de personas en el mundo pasan hambre. En Banco Santander trabajan para paliar esta situación.

Santander X Global Challenge | Food for the Future es un programa dirigido a empresas emergentes que quieran presentar soluciones innovadoras en torno a la industria alimentaria.
Santander X Global Challenge | Food for the Future es un programa dirigido a empresas emergentes que quieran presentar soluciones innovadoras en torno a la industria alimentaria. FOTO: Greta Hoffman - Pexels La Razón

En el año 2015, la Asamblea de Naciones Unidas estableció varias metas bajo el nombre Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para invitar a los países y sus sociedades a trabajar en una serie de compromisos que garanticen un futuro mejor para todos.

El número 2 de estos Objetivos pone el foco en frenar el crecimiento exponencial de hambre en el mundo. Las cifras hasta la fecha no son nada halagüeñas: de continuar la tendencia actual que, por supuesto, no mejoró con la pandemia provocada por la Covid-19, el número de personas que pasarán hambre en el mundo en 2030 superará los 840 millones. Actualmente se estima que el 8,9% de la población mundial, unos 690 millones de personas, padece hambre, lo que supone un aumento de 10 millones con respecto al periodo anterior.

Al publicar estas cifras, Naciones Unidas ha querido recalcar la importancia de tomar medidas urgentes y actuar con rapidez, sobre todo en aquellas áreas donde hay un riesgo mayor de hambruna.

Además, es fundamental llevar a cabo un cambio profundo en el sistema agroalimentario global, idea que también refuerzan desde Manos Unidas: “Hemos de plantar cara a la principal causa de hambre en el mundo: los sistemas agroalimentarios diseñados para la mercantilización de la producción agrícola, no para el derecho de alimentación de los seres humanos”, señala el coordinador del Departamento de Estudios de la ONG.

Acceso a una alimentación saludable y sostenible

Un modelo de alimentación saludable y sostenible es aquel que tiene como prioridad afrontar las preocupaciones que existen actualmente en torno a la producción y consumo de alimentos. Para ello, además de poner el foco en una buena nutrición que garantice la salud de las personas en todo el mundo, los esfuerzos se dirigen a promover una producción y consumo responsables para evitar un fuerte impacto medioambiental, respetar la biodiversidad y hacer un uso sensato de los recursos.

Conseguir hacer cambios significativos en el sistema agroalimentario mundial es necesario para cumplir las metas establecidas por Naciones Unidas con respecto al hambre 0 y asegurar, por fin, el acceso de todas las personas - especialmente las más vulnerables - a una alimentación sana y suficiente durante todo el año. De ahí que los expertos reclamen algunas medidas como duplicar la productividad agrícola y los ingresos de los productores locales o asegurar la sostenibilidad de los sistemas de producción para que se adapten a la climatología cada vez más cambiante y puedan mejorar progresivamente, entre otras.

Apostar por una alimentación saludable es cosa de todos: a nivel particular es posible hacer pequeños cambios en nuestros hábitos de consumo para contribuir a la transformación global del sistema alimentario, como comprar productos de proximidad, planificar las comidas para evitar el despilfarro y consumir más productos de origen vegetal frente a los de origen animal, según señala la Dra. Anna Bach- Faig, profesora y directora del Msc en Nutrición y Salud de la UOC.

Santander X Challenge: ¿cómo contribuir a paliar la crisis de alimentos?

Las grandes empresas también tienen mucho que aportar para lograr el cumplimiento de los ODS. En este sentido, y como parte de su compromiso social, Banco Santander ha lanzado recientemente un nuevo reto global de emprendimiento, junto a Oxentia Fundation. Se trata de Santander X Global Challenge | Food for the Future y está dirigido a empresas emergentes para que presenten una solución innovadora en torno a la industria alimentaria capaz de generar un impacto positivo económico y social que persista en el tiempo.

“La industria alimentaria está ahora mismo en un momento de profunda transformación y, por tanto, debemos apoyar toda iniciativa y toda la innovación que sume a acelerar ese cambio, porque de ello depende, en una enorme medida, que el futuro pueda ser sostenible”, explica Blanca Sagastume, directora global adjunta de Santander Universidades.

Las startups y scaleups interesadas tienen de plazo hasta el 10 de noviembre para presentar sus proyectos. Una vez finalizado este periodo, un jurado de expertos evaluará las propuestas y elegirá 6 ganadores que recibirán un total de 120.000 euros en premios divididos en 30.000 euros para tres startups (10.000 euros para cada una) y 90.000 para scaleups (30.000 euros para cada una).

Sobre esta iniciativa, Steve Cleverley, CEO de Oxentia Fundation, ha señalado la importancia de “ayudar a los emprendedores a abordar los desafíos globales, brindar soluciones innovadoras y promover la adopción de tecnologías nuevas y disruptivas, como núcleo de nuestro trabajo. Estamos encantados de colaborar con Banco Santander para lanzar este reto global. Es una temática de gran importancia, no solo se alinea con nuestra responsabilidad global y el avance hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible, sino que formará parte de nuestra vida cotidiana; algo con lo que cada uno de nosotros pueda identificarse”.

Además del premio en metálico, las empresas ganadoras tendrán acceso a Santander X 100, una comunidad global exclusiva para emprendedores, impulsada por Santander Universidades, que promueve el talento y pone a su disposición diferentes recursos necesarios para su crecimiento, como asesoramiento y formación, capital o clientes.

Asimismo, las empresas emergentes finalistas podrán presentar sus propuestas a Fintech Station, un equipo de Banco Santander que trabaja en pro de la innovación y el emprendimiento.

Un proyecto de LR Content para