Llega la picaresca: alquiler de perros para saltarse el estado de alarma

En menos de 24 horas proliferan los anuncios en webs de segunda mano que ofrecen mascotas para salir a la calle durante el estado de alarma

No ha pasado ni un día desde que ha entrado en vigor el estado de alarma y ya proliferan los anuncios por internet ofreciendo todo tipo de perros a quien quiera pasearlos para así poder salir a la calle y “saltarse el confinamiento de los cojones”, indica uno de estos anuncios en una página online de segunda mano. Desde 5 euros la hora y hasta unos 25 se pueden encontrar perros “dóciles” “para salir a dar tu paseo diario sin limitaciones”.

Una vez más, la picaresca, y en especial la española, ha hecho gala de presencia. Poco importa que los perros sean un miembro más de la familia, o que estemos muy preocupados por ellos. Algunos propietarios desde distintos puntos de la geografía española han visto en la situación de confinamiento una oportunidad para conseguir unos euros.

En Huarte, Pamplona, se “alquila perro para la cuarentena” por el “módico precio de de 25 euros”. En este anuncio Javier no duda en ofrecer a perros grandes, pequeños o medianos si “quieres salir de casa y no ser multado por no hacer la cuarentena”.

En la localidad murciana de Alcantarilla son más “baratos”. Aquí por solo cinco euros ofrece a su perro Rambo “que no da problemas” para tener una excusa para bajar a la calle, incluso también están dispuestos a enviarlo a domicilio.

En Zaragoza, un propietario muy “preocupado” por sus mascotas, Federico, es tan amable que hasta ofrece sin subida de precio las bolsas para recoger las deposiciones de algunas de sus dos perras, “muy buenas, por 10 euros la hora”.

En Valencia, el dueño hasta está dispuesto a que su perro se dedique a dar carreras con el arrendador “se alquila podenco para pasear o correr durante la cuarentena y evitar se multado”, reza el anuncio, que pone un precio de 20 euros.

Una foto de un perro tipo cruce de boxer es el protagonista de un anuncio de este tipo en Alhendín, Granada. Por doce euros la hora su dueña, Pepa, está dispuesta a rentarlo porque es “la única opción de salir a la calle”.

También a las Islas ha llegado la moda de alquilar los perros en época de confinamiento. Homer, un animal que parece tranquilo y algo triste en la foto, está disposición de cualquiera que pague diez euros “para pasarse por los cojones el confinamiento por el coronavirus”. El pobre Homer, además, no sale muy buen parado en la definición que hace el dueño: “animal noble y educado, no es muy inteligente pero te libra de la multa por estar en la calle sin causa justificada”.

Bajar a los animales de compañía a la calle está dentro de las excepciones de movilidad permitidas en el Real Decreto Ley del estado de alarma, junto a ir a comprar alimentos, a la farmacia, a trabajar, a un cajero a sacar dinero, a hospitales o a cuidar personas con discapacidad.